web analytics

Batallas de una guerra y una chica fea

Caramba cómo viene el otoño político. El personal anda alborotado en la región, donde hasta se ha hablado de elecciones anticipadas y rupturas del Gobierno por la retirada, con el voto del PP, del Plan de reestructuración de la Atención Primaria. Bueno, dice la consejera Casado que el plan no existía, que era un proyecto de optimización de recursos, así qué no hay rectificación que valga y que todo va bien con sus socios.  Nada, con un ojo puesto en Valladolid pendientes de ver si el Gobierno se aclara o salta la chispa. Se ha visto a Luis Tudanca calentando en la banda por si le toca jugar una partida de urnas… “¿Salgo ya, mister, salgo ya?” anda preguntando… Desde 2019.

Luquero observa a Pablo Pérez durante un debate. (Archivo)

En el Ayuntamiento de la capital también tienen la guerra abierta —y total, parece— los del PSOE y los del PP, sumidos ahora en “la batalla de la Artillería Antiaérea”, lo de la posibilidad de que venga una unidad artillera a ocupar el terreno del PCMASA, después de 2026. El PSOE reclama del PP que comprometa dinero de las administraciones en las que gobierna en un proyecto que no está proyectado aún y los del PP dicen que les den papeles y que ya verán si van cuando se comprometa que el Estado gasta también dinero… ¿A que al final los del Mando Antiaéreo acaban en Valladolid, Guadalajara o por ahí? No importa. A nuestros políticos parece interesarles más poder echar la culpa al de enfrente, me parece a mi.

Debió de ser tensa la reunión entre la alcaldesa, Clara Luquero, y el presidente de la Diputación, Miguel Ángel de Vicente, que además de reiterar que no a lo de poner pasta “a ciegas” en el asunto de Defensa, dejó claro que no tiene intención de hacer ningún consorcio provincial de bomberos así que se acabará la relación contractual y los interesantes ingresos para el Ayuntamiento. Claro, que hubo tiempo también para abrir los corazones: cuentan que Luquero reconoció ante el también secretario del PP su profundo dolor por la ofensiva de los suyos en el Ayuntamiento que acabó con la carrera política de Gina Aguiar… No se sabe si De Vicente llegó a emocionarse o se contuvo.

Los ascensores de San José, esperando cristales.

En el frente oriental está la “batalla de las obras”, con los concejales populares a la caza de las zanjas abiertas pero sin obreros y a los del PSOE aferrándose a los retrasos generalizados en los suministros de construcción para justificar el patrón general. Por cierto, para no empezar lo de Padre Claret el concejal, Merino, dice que el problema viene de que no le fabrican el molde de los adoquines que se instalarán allí. Digo yo que estará bien contratado este asunto del molde porque sino nos lo dirían ¿No?

Bueno, Luquero no tiene sólo a la oposición en contra. Ha aparecido en las redes sociales su antecesor tachándola como “quemada, desprestigiada y amortizada” e invitando al PSOE a buscar un mirlo blanco para próximas elecciones. Claro que luego insinúa que lo mejor sería “una candidatura ciudadana espontánea”. En facebook no se ve si el que firma las entradas a la vez está dando saltitos nerviosos pronunciando eso de “a mi, elígeme a mi”. Bueno, si uno puede supervisar su propia “fiesta popular” de despedida también podrá organizarse su regreso si se diera el caso, digo yo.

Venga, ya que nos hemos metido en shows, hablemos de teatro y espectáculos, que el Juan Bravo tiene programación para acabar el año. Hay cosas que me gustan pero mire, ya tenía ganas de que llegara a Segovia el espectáculo “Por todos los dioses” que interpreta Fernando Cayo —que si, es el que hace de Coronel perdedor en la Casa de Papel, pero también muchas cosas más— con el apoyo musical de “nuestro” Geni Uñón. Ambos codirigen y es el 7 de diciembre.

Más espectáculos: el de Titirimundi, del que la dirección hace balance positivo aunque la edición ha pasado sin pena ni gloria por la ciudad y también por los telediarios nacionales: y el que está por llegar, el Hay Festival, para el que, de momento, y pese a los aperitivos previos de los días pasados, no hay demasiado ambiente. A ver qué pasa.

No estaba planteada como espectáculo pero lo cierto es que las fotos de boda que se hicieron el presidente y el tesorero de Segoentiende, Marcos Tarilonte y José Luis Suñer, ante el ayuntamiento capitalino llamó la atención de lugareños y turistas que estaban en ese momento en la plaza Mayor. Una niña pequeña clamaba por allí tirando de la mano de su padre ante la visión de los novios: “Son dos chicos, son dos chicos” y el padre respondía: “No, es una chica, pero es muy fea”. Nos queda aún mucho camino, si.

Preparativos y limpieza, este lunes, en la discoteca Sabbat, en Segovia.

Hablando de caminos, el recorrido que hará la imagen de la virgen de la Fuencisla desde su santuario hasta la Catedral vuelve a ser en coche, con procesión reducida en el interior de la Seo. Los de la cofradía confían en que para el día de la bajada la covid permita rebajar las medidas y pueda hacerse la tradicional procesión y parada en el Azoguejo… Lo mismo lo consiguen. Mire los del ocio nocturno y las discotecas que pensaban que sus puertas quedarían cerradas para siempre y ¡zas! desde que empezó el martes ya suena la música y se recuperan los horarios. Siguiente paso: la normalidad.

No es de buen gusto hablar de dinero pero mire, me gusta cuando la pasta cae del cielo, o de la lotería como en el caso del nuevo premio en El Espinar: 600.000 eurillos en diez décimos. Creo que tengo algo de envidia y no es de la buena, ya ve. Una tercera parte de esa cantidad, 236.000 euros, ha repartido la Diputación entre 176 pueblos para que se lo gasten en mobiliario urbano. A ver, tocan a 1.340 euros y, tras vistazo rápido en internet puedo decirle que una papelera normalita vale casi 100 euros y un banco unos 300. Bueno, hasta lo que de, pensarán los alcaldes.

Hala, se acabó. Recuerde que el bicho no se ha ido, está arrinconado. No ayude a soltarlo otra vez, haga el favor, a ver si puede ser.

Author: Justo Verdugo

Justo Verdugo, segoviano de cierta edad es un observador de su entorno y un ávido consumidor de las noticias que se publican en cualquier soporte y lugar. Con periodicidad semanal, el autor resume sus conclusiones en esta sección, en la que todos los ciudadanos están invitados a opinar a través de sus comentarios.

Share This Post On

1 Comment

  1. ‘ZZ Paf’ se decía antaño don Justo. P’a los bichos, digo 😉

    Post a Reply

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *