web analytics

Qué bien se duerme en Segovia

Polígono los Hitales.

Mientras esperamos la revolución industrial que está por llegar a Prado del Hoyo, pendiente aún de desarrollo urbanístico, y que ya avanza en Bernuy de Porreros, donde el suelo ya está casi listo para empezar a construir en breve —van más deprisa en el pueblo, donde partieron de un polígono industrial ya hecho, ya sabe— y con empresas dispuestas a ponerse a funcionar en torno al centro logístico que se prepara allí, el Ayuntamiento capitalino vuelve a ofrecer datos de balance turístico, que ese sigue siendo el motor que sí está en marcha y las cifras van al alza. Seguro que se acuerda cuando aquí no se quedaba el personal a pasar la noche salvo rara excepción… Pues resulta que ahora somos los más atractivos para dormir con nosotros según recuerdan las cifras que sirve cada pocos días Turismo, aunque no explica los motivos del giro, que es de los gordos. Y eso que he leído un titular que dice que nuestros hoteles son hasta un 50 por ciento más caros que la media regional. Que cosas, chico.

Preparando raciones de cochinillo en Turégano.

Mire, ocurre que vivimos aquí y como estamos todo el día venga a quejarnos y quejarnos y no nos damos cuenta de las prebendas de las que disfrutamos. Por ejemplo, en Turégano la Diputación casi regalaba este sábado el cochinillo —1.000 raciones de cerdito y vino de Valtiendas se repartieron, a tres euritos la ración— la compra en el comercio de la capital está bonificada todo el mes, por cuarta vez, hasta con 30 euros por cabeza y la cerveza… Bueno, no, la cerveza aquí se paga a buen precio, al menos la de la Oktoberfes de este fin de semana en el Salón, con pago de entrada camuflado en el pago obligado de 2,5 euros para comprar un vaso en el que beber, en una feria cuya razón de ser es beber cervezas de producción local y artesana nada baratas y la comida a precios desatados. Por lo demás, buen tiempo y la celebración de una feria, es noticia, en el paseo del Salón, que a pesar de todo se llenó de gente, especialmente el sábado, que el viernes lo coparon todo los políticos inaugurando en grupo.

La verdad es que el personal ha aprovechado bien el inicio del veranillo ese que se ha iniciado este fin de semana. Apadefim ha vuelto a convocar su marcha y han respondido más de 1.800 personas. (Si, estaban los políticos, muy sonrientes); la Cofradía del Cristo de los Gascones ha sacado el cristo en procesión en el 375 aniversario de su refundación. (Caramba, estaban los políticos, casi los mismos de la marcha y de la cerveza, aunque esta vez circunspectos) y los gabarreros se exhibieron en Revenga sin que haya logrado ver a un solo político agarrar un hacha. En la reunión freak del pabellón María Martín sólo vi al concejal del ramo, Ángel Galindo, que no está muy claro si los frikis votan y también vi correr a los del cross virgen del Pilar que organiza la Guardia Civil. Agotado. He acabado agotado el fin de semana, qué le voy a decir.

Una fila de frikis.

No todo son fiestas, que los electos han tenido jaleo estos días. Por ejemplo, en la Diputación ha habido pleno para aprobar, por segunda vez, el pliego del servicio de ayuda a domicilio. A ver si esta vez aguanta los recursos, que el anterior lo tumbaron los tribunales. En el Ayuntamiento capitalino y en ausencia prolongada de la alcaldesa, Clara Martín, que anda liada con los asuntos de las Ciudades Patrimonio, sigue la pelea a cara de perro entre el PSOE y el PP, esta vez por las propuestas sobre la ubicación del ferial que ha vuelto a propiciar que se elevara el tono del portavoz socialista, Miguel Merino, por desacuerdo total con “la ocurrencia” (sic) de Pablo Pérez. Ambos mantienen el empeño de adelantar los mítines de mayo. A ver qué toca la próxima semana.

Pero si es por tensión municipal, ahora se llevan la palma en los pueblos más grandes, el de Cuéllar y el de el Espinar, con problemas para los alcaldes, socialista y popular, respectivamente, tras perder sus mayorías por enfrentamientos en su acuerdo de gobierno con IU y en su propio grupo, respectivamente. Serán ocho meses difíciles para Carlos Fraile y Javier Figueredo, respectivamente.

Hasta los senadores por Segovia han andado a la gresca esta semana por una moción popular que defendía Juan José Sanz Vitorio para pedir el arreglo de la presa del Tejo, que abastece el Espinar y sus núcleos —bueno, menos los Ángeles de San Rafael— y la socialista, Ana Agudíez, dice que ahora no se puede, que hay lío en los tribunales por la titularidad de la balsa y que luego, si eso, se hace un convenio para que apoquinen las tres administraciones que el Gobierno de España no está para asumir ese gasto aunque fuera la CHD la que construyó, mal, la infraestructura… ¿Sabe de esas cosas que en Segovia tardan 20, 30 o más años en resolverse? Pues esto va a por récord y me atrevería a apostar a que si el Gobierno se diera la vuelta y ambos senadores cambiaran sus posiciones actuales, también cambiarían los discursos… Ya ha pasado antes.

A ver, que no me olvide de mencionar que IU tiene nuevo coordinador en la persona del comunista, Carlos Serrano y con los concejales capitalinos, Ángel Galindo y Ana Peñalosa con atribuciones similares al periodo anterior, pero compartidas con otros dirigentes y con responsabilidades para la práctica totalidad de los electos en la provincia. Ah, de la vieja guardia casi no queda ni rastro en el organigrama. Eso si, ahí no dicen nada de los candidatos para mayo y mire que tengo curiosidad…

Voy terminando que me quiero estudiar la lista de 38 propuestas para votar en los presupuestos participativos que incluyen, otra vez, asfaltados y renovados de servicios y aceras y acciones en parques e instalaciones públicas en las que así no tendrán que pensar los de Obras, que están muy liados. Hombre, también puedo votar por lo de colocar una escultura homenaje al pueblo gitano, reclamar un servicio de ayuda en pequeñas reparaciones en domicilios o, ¡ojo! Apoyar que se construya un carril bici de los barrios incorporados a la capital…

¡Otros que han mentado a la bicha!

Author: Justo Verdugo

Justo Verdugo, segoviano de cierta edad es un observador de su entorno y un ávido consumidor de las noticias que se publican en cualquier soporte y lugar. Con periodicidad semanal, el autor resume sus conclusiones en esta sección, en la que todos los ciudadanos están invitados a opinar a través de sus comentarios.

Share This Post On

7 Comments

  1. El centro de Día de Autismo es lo que merece mi voto en los presupuestos participativos . El resto de propuestas que ha hecho la ciudadanía son arreglos menores.

    Post a Reply
  2. Y mientras tanto, entre fiesta y fiesta, la ciudad de Segovia en breve tendrá la consideración de aldea, con menos de 50.000 personas deseando largarse de aquí los que no lo han hecho todavía, porque no tiene futuro, ni trabajo, ni nadie coherente o con cabeza o sensato, que dirija la ciudad.

    Post a Reply
    • Lo que os gusta la pobreza de los demás, Cipotón…

      Post a Reply
    • si… marcharse al alfoz donde viven más de 25.000 personas y no paran de subir en población
      que discurso con tan poco recorrido. A alguno le ponen las malas noticias, y ocultan la otra vertiente

      Post a Reply
  3. En medio de la España vaciada, un paro alarmante y crisis global, todas las iniciativas políticas pasan por la declaración de la jota “patrimonio inmaterial de la humanidad”.

    Cada vez estoy más seguro de que tenemos unos políticos con ideas próximas a la parálisis cerebral.

    Falta imaginación e iniciativa.!!!
    Que pintan veinticinco concejales en Segovia!!!!
    Que nos aportan!!!

    Post a Reply
  4. ¿no ocurre nada positivo en Segovia?,algunos de estos comentarios son además de cansinos negativos en su totalidad,no dejan títere con cabeza!!,para levantarme la moral apoyo con mi voto la creación del centro para las personas autistas,¡¡estupenda idea!!

    Post a Reply
  5. Muy bueno: Una mirada a nuestro entorno con un buen filtro de humor. El video final de Nina Simone, sublime.

    Post a Reply

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *