web analytics

Medalla de Segovia póstuma para el maestro titiritero Francisco Peralta

Fallecido a los 87 años el pasado 3 de enero el maestro marionetista Francisco Peralta, el pleno del Ayuntamiento de Segovia acordaba en febrero concederle la medalla de oro de la ciudad a título póstumo. Se reconocía la vinculación del artista andaluz, residente en Sepúlveda, profesor que fue de la Escuela de Artes y Oficios y personaje muy vinculado a Titirimundi, con la ciudad, a la que cedió una treintena de sus fabulosas marionetas para conformar el museo colección que se exhibe en la Torre de Santiago.

Ante familiares y amigos, y en una emotiva ceremonia celebrado en el patio del consistorio, Clara Luquero entregaba la condecoración a la viuda, Matilde del Amo, acompañada de una de sus nietas. En su parlamento Luquero recordó, en palabras del propio autor, el arte de este genio del teatro de cuerda, factotum de grandes montajes que en la segunda mitad del siglo XX contribuyeron a realzar la disciplina para ponerla en lo más alto de las artes escénicas. “Yo solo intento llevar a mis personajes a la máxima capacidad de expresión y no sólo basta con mecánica, el ensayo de la técnica de la manipulación, lo tienes que trabajar, para ir sin miedo, para poder hacer, si quieres, que un títere se caiga de forma natural y sea creíble. Esto es dificilísimo, porque aparentemente tiene que ser autónomo del manipulador. Cada vez me preocupa más la frescura y a veces hago cosas demasiado complicadas y me digo: ahora vamos a volver a empezar desde el punto cero, para recuperar esa frescura que tenía, que quiero fingir, aunque no sea cierta”.

Matilde del Almo y Laura Conte Peralta reciben la medalla póstuma, entregada por Clara Luquero. Arriba, Francisco Peralta.

Author: Cultura

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *