web analytics

Esquí de Navacerrada dice que la estación no es viable y está condenada al cierre

“La estación de esquí Puerto de Navacerrada, la segunda más antigua de España y construida hace más de 70 años, está condenada al cierre definitivo por la intención del Organismo Autónomo Parques Nacionales, dependiente del Ministerio de Transición Ecológica, de no renovar la concesión de los terrenos”. Así empieza una nota de prensa remitida por la empresa Puerto de Navacerrada. A las dos semanas de anunciado el retorno al dominio público de las tres pistas segovianas de la estación, la empresa concesionaria confirma el cierre definitivo al final de la presente campaña si finalmente, y como todo parece indicar, se sustancia la no renovación,  y reconoce que las tres pistas a desmantelar (Telégrafo, el Bosque y Escaparate) son las que generan “más días de esquí en el Sistema Central, por lo que esta decisión supondría el cierre de la estación y la quiebra de la empresa al hacer inviable la explotación“.

30 despidos y 200 empleos en el aire

Este cierre, a juicio de la empresa, implicará el abandono y vandalización de las instalaciones, el despido de 30 trabajadores directos y una afección a más de 200 puestos de trabajo, así como a la vida económica de los municipios del entorno. Recuerda la empresa que por cada euro que se gasta en esquí se gastan otros seis en el territorio y que las localidades vecinas se verán afectadas por una disminución del número de turistas.

Precisamente, los alcaldes de tres de los municipios más afectados, La Granja, Navacerrada y Cercedilla se reunieron el 16 de marzo con la ministra Teresa Ribera para buscar una “solución pactada”. Previo a la reunión, Samuel Alonso, alcalde granjeño, manifestaba su temor de estar delante de una decisión “sin vuelta atrás” y reclamaba, caso de ratificarse el cierre, compensaciones como el apoyo a proyectos locales de turismo sostenible.

Precisamente la sostenibilidad parece ser la clave de este cierre. Transición Ecológica apoyaba la no renovación de la concesión a partir de tres puntos: la decreciente cantidad de días de nieve motivada por el cambio climático; masificación de una zona de especial valor ambiental; y “problemas de seguridad ciudadana” por el tráfico y el no infrecuente colapso de las zonas de estacionamiento en el puerto.

En su comunicado, la empresa rebate estos tres argumentos. Sobre el “cambio climático”  afirma que “no compromete la viabilidad de la estación“. Recuerda que se ha invertido para recoger agua de lluvia con la que innivar y no habido ningún año en que no se haya podido producir nieve. “Además, de ser cierta la argumentación del Ministerio, la totalidad de las 38 estaciones de esquí que hay en España no serían viables”, explica Puerto de Navacerrada. Cabe recordar que desde 2006 el mantenimiento y gestión de la estación está enteramente en manos privadas a través de la sociedad Rio Invest y no consta que hayan padecido problemas económicos. En España, de 38 pistas abiertas solo seis, entre ellas Navacerrada, permanecen en la actualidad en manos exclusivamente privadas.

El conflicto de la sostenibilidad

Considera que tampoco los problemas de tráfico se deben a la estación de esquí, “sino al elevado tráfico de la carretera que une Segovia con Madrid y la existencia de un paso de peatones que ralentiza la circulación”.

Y llegamos a la sostenibilidad, el punto que realmente enfrenta a Parques Nacionales con la estación y, en general, con no pocos negocios surgidos al calor del atractivo turístico de la sierra. Son los parámetros marcadamente conservacionistas de la autoridad del parque, enzarzado en una política de “deshumanización” de esta zona de la sierra que ya ha topado y seguirá topando con los intereses económicos de los pueblos y vecinos del entorno. En este sentido, la propuesta del ministerio es darle a las tres pistas y a partir de octubre el máximo nivel de protección previsto en el PORN, con acceso restringido y solo a través de caminos habilitados.

Este es el punto real de discrepancia, las diferentes visiones de “sostenibilidad” de técnicos y empresarios y vecinos. Al respecto, Puerto de Navacerrada recuerda que la estación abre únicamente de 70 a 90 días al año con una limitación de aforo de 500 esquiadores, “y cuya presencia además se restringe a las pistas. Está más que demostrado que la presencia masiva de personas se produce fuera de la temporada de nieve”, concluye la nota.


Author: Redacción

Acueducto2 es gratis. Si te gusta lo que hacemos, ayúdanos difundiendo nuestros noticias, pinchando en la publicidad de tu interés y compartiendo nuestras noticias por Whatsapp y redes sociales. Gracias.

Share This Post On
468 ad

4 Comments

  1. Más paro y miseria para Segovia gracias a nuestros despreciables e improductivos representantes políticos, que cobran simplemente por calentar un sillón.

    Nuestro voto y su sueldo. Lo demás les importa un bledo.

    Post a Reply
    • De acuerdo con que hay mucho calienta sillones y mirones de su sueldo y nuestro voto, Segoviano. Pero ¡No!. Hay que ser realistas y donde no hay no roban.
      Otra cosa es que queramos que unos pocos de metros (innivados algunos) vivan de la subvención y el derroche del dinero público para ocio de unos cuantos.

      Post a Reply
  2. La práctica totalidad de las pistas de esa estación de esquí alpino están en el término municipal de San Ildefonso, no sólo Escaparate, Telégrafo y El Bosque.

    Casi todo el tramo esquiable en pistas de La Bola del Mundo está en terreno Granjeño y por tanto Segoviano y Castellano Leonés.

    Hace bastantes años había una pista que bajaba hacia el lado madrileño, era la Pista de La Estación, muy cortita y pocas veces con nieve por su mala orientación. En las últimas décadas esa pista fue quedando olvidada centrándose la actividad de esquí en las de Telégrafo, Bosque y Escaparate.

    Resumen: la práctica totalidad de las pistas de la Estación de Esquí de Navacerrada son segovianas.

    Al pan pan y al vino vino.

    Saludos.

    Post a Reply
  3. Los últimos años han sobrevivido por las ayudas y subvenciones. Y como siempre se quejan los mismos, los hosteleros de este lado de la sierra que solo estaban esperando que se saturaran los parkings y la benemérita obligara a los vehículos a continuar a Segovia. Estos que se quejan, solo están a las migajas que caen.

    Post a Reply

Responder a Otro segoviano Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *