web analytics

Se busca candidato

Esta vez las elecciones municipales van a ser un proceso largo que el electorado muestra un interés creciente —hay huecos—en la política. Lo cierto es que los “nuevos partidos” ya no lo son tanto y, qué curioso, cada vez se parecen más a los “viejos” a los que quieren desplazar invocando la renovación y las nuevas formas de hacer política. Qué quiere, no veo diferencias entre el panorama político y un reportaje del afamado Attemborough. Ya sabe, el joven oso (hiena, ciervo, mono, león o hipopótamo) se enfrenta al viejo oso (hiena, ciervo, mono, león o hipopótamo) por el mando en la manada y asegurar su descendencia.

En Segovia capital domina desde hace años el PSOE donde Clara Luquero confía en remontar la caída libre de popularidad en la que se encuentra —gracias en buena parte a los pufos que le dejó en el cajón su soberbio antecesor, pero también por sus propios errores, muchos— a base de sacar a las calles máquinas de asfaltar (las mismas que han estado guardadas tres años) autobuses nuevos (los mismos que deberían circular desde 2016) y los fuegos artificiales que prepara Cultura para 2019 en nombre de Machado, Zambrano y la Universidad Popular.

Total, que si la regidora lo ve bien, es decir, si las encuestas acompañan, nada impedirá que sea la próxima candidata de los socialistas. Hay quien especula con el nombre de José Bayón como alternativa aunque en contra del segoviano-madrileño juega el maldito Cat, del que es responsable directo, que todo apunta a que seguirá siendo un bello cascarón dentro de 13 meses y en su partido no se olvida además la osadía de haberse enfrentado en primarias al actual secretario provincial, José Luis Aceves, o el juego de compromisos a futuro que está estableciendo desde la secretaría de la agrupación local socialista. Cuando en círculos socialistas alguien menciona el nombre de Alfonso Reguera simplemente se produce un silencio incómodo y se pasa a hablar del tiempo.

Precisamente, el tiempo va pasando para el PP que quiere proclamar a su candidato en sólo unas semanas. La significativa ausencia de la actual portavoz, Raquel Fernández, en la convención nacional de Sevilla y el hecho de que sus lugartenientes en el grupo de concejales ya comenten entre sus más íntimos que la arquitecta no encabezará las listas parecen apuntar a un cambio en el nombre del aspirante de 2019 un lugar que no deja de ser sumamente delicado en un escenario en el que los augurios no son los mejores para los conservadores.

No obstante, en público Fernández niega tajantemente que la decisión esté tomada mientras que en los últimos meses ha adoptado una verdadera y eficaz posición de líder de la oposición y mire, en política hacer el trabajo sucio para que lo recoja otro con el traje limpio no se estila. Paciencia. En mayo, resuelto.

Ciudadanos mientras tanto espera su oportunidad confiando en que la corriente ascendente del partido en el conjunto del país haga buena esa fórmula tantas veces explotada por el PP en las últimas décadas en las que se decía que bajo las siglas de la gaviota cualquier nombre recibía votos. Bueno, en realidad el comentario era “si pones el palo de la fregona, lo votan” pero no querría yo que se me interpretara mal cuando escriba que la candidata de C’s parece que será irremediablemente María José García, entre otras cosas porque no se conoce a nadie cercano a esa formación que pudiera perfilarse como alternativa.

García evidencia en la ciudad una tremenda capacidad de defender lo blanco y lo negro en la misma frase, de actuar con un oportunismo que llega a ser desquiciante y de tener un profundo desconocimiento de la política local, los ciudadanos y sus problemas esenciales por lo que no está muy claro que los segovianos acepten sus continuos cambios de parecer en asuntos esenciales y los apoyos prestados a los socialistas en sus dos últimos presupuestos sin que eso haya tenido como contrapartida una sola variación en las políticas de los de Luquero, salvo el préstamo de espacio en fotografías de prensa, verdadera obsesión de la portavoz.

Justo lo contrario, coherencia y firmeza de sus planteamientos —que he oído reconocer en privado hasta a miembros de la derecha más recalcitrante— es lo que ha ofrecido estos tres años el portavoz de IU, Ángel Galindo, al que se considera indiscutible candidato de su partido en una eventual lista bajo esas siglas. El problema es que en el espectro de las fuerzas de izquierda se vuelve a jugar con las alianzas múltiples para formar candidaturas de unidad y la discusión con Podemos —bienvenidos a la política municipal, en la que carecen de bagaje—puede acabar desplazando al portavoz de su puesto natural e indiscutible tras el trabajo realizado. Según el calendario, en septiembre se habrá aclarado esta (o estas, si no hay acuerdo) candidatura.

El último interrogante está en Centrados en Segovia, donde todo parece indicar que tras librarse definitivamente de las siglas de UPyD podrían concurrir como partido “nuevo” en las próximas municipales. Lo cierto es que los de Cosme Aranguren sienten que tienen sitio propio de el Consistorio al que llegaron al calor de su papel de denunciantes de los casos de Caja Segovia pero que han encontrado en estos tres años argumentario más que suficiente para continuar con su representación ciudadana en el Ayuntamiento. Si hay candidatura magenta, todo apunta a Aranguren como cabeza de lista, otra decisión que estará sobre la mesa antes de las vacaciones.

Author: Fernando Sanjosé

Segovia (1967). Periodista.

Share This Post On

2 Comments

  1. Lo de JB no me sorprende.
    Ya se lo dije hace unos cuantos meses a un común conocido.
    Un buen trampolín para un proyecto más ambicioso, ya que lo de la Secretaría General le salió … A no, que no le salió.
    Otro que empieza a destilar tufillo.

    Post a Reply
  2. Señora Alcaldesa solo con los votos que va a perder de las auxiliares administrativas interinas que se ha fulminado la bolsa y a puesto una bolsa a dedazo, cuente 77 auxiliares interinos que había en la bolsa+ sus parejas otros 77 +padres de las parejas 308+ amigos y mala fama que la van a dar 400, son unos 1000 votos menos. a favor probablemente los 21 auxiliares que ha puesto a dedazo.La gestión del Parkin jose zorrilla otros 500 votos menos, el fiasco de las ferias 1000 votos menos, la mala gestión de la estación de autobuses 500 votos menos… suman casi 2500 votos menos, que es lo que se merece. Le deseo que tenga buena jubilación señora Clarita.

    Post a Reply

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *