web analytics

Cuenta atrás

El inicio del curso político en el mes de septiembre marca la cuenta atrás de las próximas elecciones municipales en mayo de 2023. Todo indica que en la ciudad de Segovia se podría producir un vuelco político importante, recuperando el PP la alcaldía después de 19 años de gobierno socialista. El reciente relevo de la alcaldesa socialista constituye la prueba del nueve sobre las expectativas electorales del PSOE en el Ayuntamiento, como así reconocen en privado algunos dirigentes socialistas. Un movimiento que ratifica el sentir general de que la gestión municipal no ha ido bien. En estos últimos años ha habido más sombras que luces en la actuación municipal, a lo que se ha unido la ausencia de liderazgo de la alcaldesa saliente y la composición de un equipo heterogéneo con escasa pegada política, y en el que ya se han producido cuatro bajas. Esta situación se agrava con los titubeos continuos de sus dos socios de gobierno. Muy fino se ha de hilar para que la percepción ciudadana cambie; pero no hay nada que sea imposible con inteligencia y tesón. Quedan nueves meses para que los segovianos decidan y el nuevo ayuntamiento dé a luz.

Hasta el momento el único partido que ha movido ficha ha sido el PSOE. La designación de la nueva alcaldesa evita las primarias, determina la cabeza de la candidatura y deja manos libres a la nueva dirección socialista para elegir la lista de forma discrecional con las únicas limitaciones que establece la ley, entre ellas la paridad. Esta circunstancia le debiera dar alguna ventaja en la línea de salida. Sin embargo, todo apunta a la continuidad de los dos principales puntales con los que cuenta el equipo de gobierno, el teniente alcalde y su portavoz, que no quisieron ninguno de ellos optar a tomar las riendas. Se sienten cómodos con su liberación y no aspiran a nada más; y en caso de no gobernar a participar en los plenos y comisiones. Les faltan ganas y ambición. A ello se une la poca experiencia política y de gestión de la candidata. Sus declaraciones continuas de elogio y agradecimiento a la antigua alcaldesa vaticinan una continuidad en la forma de orientar la gestión.

El problema es aún mayor: la aparente ausencia de banquillo que tiene este grupo político si nos atenemos a la composición de sus últimas candidaturas, lo que no augura un cambio de perspectiva. Para ganar se necesita un proyecto que se sustente en un equipo solvente y representativo capaz de generar confianza y buenas expectativas en los segovianos. No parece que la candidata tenga la fuerza y el liderazgo necesario para tejer de forma autónoma un equipo sólido. Lo más posible es que se lo confeccionen los mismos que diseñaron la lista anterior.

Lo del PP es otro drama. Parece ser que su actual portavoz está en la cuerda floja. Fue candidato por su vínculo de amistad con el anterior secretario general del partido, desplazando en el último momento mediante un dedazo al candidato de la dirección provincial y regional. En este tiempo no ha hecho grandes aportaciones de valor para la ciudad, pero sin duda alguna ha contribuido a erosionar la imagen de los socialistas. Desde el propio partido se da por hecho que habrá relevo, la cuestión es a quien designar. La unanimidad es imposible. Habrá guerra. Los actuales concejales se van a resistir y pelear su continuidad con el actual cabeza de lista al frente. La última palabra la tendrá el presidente regional del partido a propuesta de su secretario general, y ahí es donde realmente se juega el partido.

No se puede descartar tampoco al equipo de gestión de la FES. El actual presidente de esta organización empresarial ya manifestó su deseo de ser candidato en las últimas elecciones. Ahora se junta el hambre con las ganas de comer, y su secretaria, antigua candidata a la alcaldía y portavoz de su partido de no muy grato recuerdo, es una mujer ávida de poder. Hacen el equipo perfecto. La foto en Santander de ambos junto con la alcaldesa y el teniente de alcalde socialistas participando en la prospección del Puerto Seco de Prado del Hoyo no deja de ser la presentación de sus credenciales a la sociedad segoviana y a la dirección popular.

En cualquier caso, el PP de Segovia presenta también una importante descapitalización, como lo prueba el hecho de que los concejales de las últimas elecciones siempre han sido designados más por razón de proximidad personal al cabeza de lista que por su solvencia y capacitación técnica. Si el PP quiere competir tendrá que poner en valor un proyecto político de futuro para la ciudad, que hasta el momento no ha hecho, designar un buen candidato cuanto antes y buscar un equipo solvente. Y, por supuesto, huir del rancio clientelismo mediático en el que ha apoyado su actuación política durante muchos años, y del que han vuelto a hacer uso esta última semana contra la alcaldesa.

El resto de las formaciones presentes en el momento actual en el consistorio tiene un futuro incierto. Ciudadanos con toda seguridad perderá sus tres concejales yendo a parar gran parte de sus votos al PP, y en su caso a VOX. No hay ninguna reseña singular de gestión en este último periodo que permita hacer pensar en la fidelización del voto a esta formación. Mientras que IU con dos concejales y Podemos con uno sufrirán el desgaste de apoyo al equipo de gobierno a la vez que la resaca de la izquierda romántica a nivel nacional. Podemos se verá arrastrado en Segovia por su apoyo al nacionalismo y su falta de sentido de Estado, tirando en la misma dirección de IU. Si entre ambos consiguen salvar dos concejales se podría considerar un buen resultado. Todo esto bajo la hipótesis de continuidad del entorno y el contexto político actual. La izquierda en todo caso tiene tres divisores y la derecha lo reduce a dos, suponiendo que VOX mantenga la tendencia actual. La campaña de demonización continua del PP anunciada por el PSOE hasta las elecciones generales puede generar efectos contrarios a los deseados, cohesionando y fidelizando el voto de la derecha en torno al PP y mermando el voto de VOX.

A juzgar por los compases de esta fase preliminar el combate volverá a ser PSOE-PP, ya que el resto de los actores políticos están desdibujados. Lo más grave es que desde hace tiempo en ninguno de ellos se atisba proyectos políticos consistentes para dar respuesta a los grandes retos que tiene la ciudad. Los segovianos, al igual que muchos españoles, en su ámbito local quieren eficacia en la gestión con poco ruido y muchas nueces. El tú más es un insulto a la inteligencia y una falta de respeto a los votantes. No estaría de más que en esta ocasión los partidos comenzasen a construir el edificio de la gobernabilidad por los cimientos y no por la techumbre como han hecho hasta el momento. Corren el riesgo de que ante el hartazgo y descrédito de la ciudadanía aparezca un grupo independiente y solvente que ofrezca proyecto, liderazgo, solvencia y representación equilibrada, y se convierta en árbitro; o acabe favoreciendo a la candidatura más votada rompiendo el pacto instrumental entre bloques. Tiempo tienen: ¡Alea jacta est!

Author: Andrés Segovia

Blog de provincial, autonómica y nacional

Share This Post On

12 Comments

  1. Excelente artículo. Enhorabuena y bienvenido.

    Post a Reply
    • Magnífica lectura de la situación.

      Tic tac ….tic tac …

      Post a Reply
  2. Poco donde rascar. Los unos continuismo, principalmente de ‘sueldo de liberado’ (pese al desastre del CATapum, lo llamen como quieran, y la mala gestión de la pavimentación, urbanismo y movilidad de una ciudad Patrimonio de la Humanidad) y los otros, me refiero al PP (los otros ‘otros’, como mucho pululan en sus elucubraciones ideologicas para ser bisagras, pillar cacho y poco más), decía, que el PP, como suele decirel populacho: pueden poner un palo y los ‘suyos’ votan, pues eso, si cae la breva: más hostelería (ahora trufada del chollo universitario – y no me refiero a la tuna-) y… lo que diga la Fes. Como poco más o menos.
    ¡Bienvenido! señor Segovia y siga deleitándonos con su sección.

    Post a Reply
  3. Muy acertado análisis del triste presente y negro futuro del Ayuntamiento de Segovia, y por ende, de la ciudad.
    Ninguno de los grupos políticos que actualmente tienen representación en el ayuntamiento tiene un proyecto de futuro, a 20 ó 30 años vista, con lo que, los que llevan casi 20 años gobernando, lo hacen desnortados, y los otros se limitan a su función de oposición, sin aportar nada en absoluto.
    Respecto a la posibilidad de que aparezca un grupo de independientes, con ese tan deseado proyecto de ciudad, me temo que ya es tarde, que a 7 meses vista de las elecciones, no tendría nada que hacer. Ahora es el momento de que, un personaje referente dé el paso, forme un grupo de segovianos, independientes en lo político pero con ideas claras sobre el futuro de esta ciudad, y trabajen para elaborar ese proyecto que presentar, durante cuatro años, a la ciudadanía, para así poder triunfar en las elecciones del 2027.
    En resumen, vaticino otros 4 años de regresión en nuestra querida pero desesperante ciudad

    Post a Reply
    • Alfonso, no dé usted muchas pistas que aparece el pleiteador y tenemos otros cuantos años de pufos como dola Clara que no levantó cabeza. Tampoco había mucho donde rascar.

      Post a Reply
  4. Bla, bla, bla,juntar palabras y no decir nada, para esto ya tenemos a bastantes iluminados e iluminadores, ilustres e ilustradores….. Hay que mejorar adecuadamente

    Post a Reply
  5. La calidad bien entendida empieza por uno mismo , sr segovia .
    No aprecio en su artículo una forma de concretar desde la independencia del buen hacer y del mejor escribir.
    Ni por un lado, ni por el otro se representa una posibilidad de reconducir esta ciudad ante la famosa cifra de 49.999 personas censadas en Segovia capital..
    Lo único que está claro es que las personas que den El Paso deberían ser de reconocido prestigio y fuera de intereses personales en huida de posibles fracasos profesionales y pasados políticos .

    Post a Reply
  6. Hay personas en ambos partidos trabajando, trabajadores, con carreras profesionales previas, segovianos que viven y pisan la ciudad, los pueblos, que hacen vida con sus hijos…tomen nota en los partidos de esta gente que son los que nos representan

    Post a Reply
  7. Ha dado usted en el clavo. Buen articulo de la situación municipal. Felicidades

    Post a Reply
  8. Excelente análisis objetivo de la situación política segoviana municipal. El tiempo decidirá.

    Post a Reply
  9. Los que lideran los posibles ” partidos independientes” o de la ” España vaciada” son , o rebotados expulsados de sus partidos, o gente que ya ha pasado por la política o ha vivido de las administraciones públicas con contratos o prebendas…osea, que nada nuevo bajo el sol y Segovia abandonada a su sierte

    Post a Reply
  10. El PP tiene que deshacerse de concejales y concejalas que han perdido ya en algunos casos 4 elecciones con distintos candidatos. Son un grupo compacto de perdedores y perdedoras (aunque les han premiado con un carguito en la Exma. Diputación) Como no han tenido la vergüenza de irse, tendrán que echarlas.
    Sólo desde la renovación total y desde cero y con gente de reconocida valía y trayectoria, el proyecto del PP será creíble para Segovia.

    Post a Reply

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *