web analytics

Cartelera Segovia: El despertar de la fuerza (y1)

eldespertardelafuerzaTreinta años después de la Batalla de Endor, la galaxia no ha podido acabar con la tiranía y la opresión. La Alianza Rebelde se ha transformado en la “Resistencia”, brazo militar de la Nueva República que combate a la Primera Orden, un grupo marcial nacido e influenciado por los restos del Imperio Galáctico. Este es el punto de arranque de Star Wars, el Despertar de la Fuerza, la séptima entrega de la saga y, que en consecuencia, retoma las cosas donde se quedó el Retorno del Jedi en 1983.

No voy a decir más respecto al argumento. Formidable, trepidante, asombrosa y un inmejorable punto de inflexión para garantizar la preservación de la saga más famosa del cine de ciencia-ficción. Visualmente el espectáculo es simplemente apabullante.

Para empezar… ya puede la Disney -propietaria de la saga- pagar millones a Lawrence Kasdan, Michael Arndt y J. J. Abrams (que además es el director). Realmente, esta tripleta de guionistas ha conseguido lo que parecía imposible (tras la decepcionante trilogía del 1 al 3), a saber, dotar a Star Wars de un sólido amarre argumental, que liberándola de las cortapisas heredadas de la trilogía inicial augura un prometedor futuro de una Star Wars cada tres años. Pero es que además, Kasdan y compañía, no se limitan a atar los cabos sueltos, lo hacen convirtiendo el despertar de la fuerza en un remake de la peli fundacional de 1977 (New Hope), con su estrella de la muerte (más y mejor), con su robot (más y mejor), con sus desiertos fordianos inspirados en el western y sus persecuciones de cazas inspiradas en la I Guerra Mundial (más y mejores). Todos los elementos que hicieron de la película de Lucas un hito en la CF vuelven aquí a estar presentes. Pero es que además, el nuevo arco narrativo incardina con toda naturalidad a Leia, Solo y Luke, a Arturito y C3P0. Un trabajo de guión memorable, que vale su peso en oro y que respira el espíritu inicial de la epopeya lucasiana por todos los poros.

Lógicamente hay relevo generacional, y aquí tal vez esté el problema. Rey, la heroína de la séptima entrega, me ha gustado, tiene fuerza, interpreta bien y me parece una más que digna sucesora de Carrie Fisher. Lamentablemente, no se puede decir lo mismo de John Boyega, Fin, un stormtropper desertor. Su papel quiere ser el sucesor de Harrison Ford, y claro, el tal Boyega no le llega a Han Solo ni a la rodilla. Algo parecido pasa con el piloto Poe Dameron, lo comparas con Hamilton y hombre… También el malo carece de la presencia de Darth Vader. Pero en fín, mantegamos la fe, cuestiones menores que se pueden arreglar, la Disney parece saber muy bien lo que se trae entre manos. ¿Quién era Harrison Ford antes de convertirse en traficante espacial? Un carpintero.

El estreno en Segovia, a las 18 horas en una de cada tres salas de la ciudad, fue todo un llamamiento a los frikis y entregados de la saga. No faltaron pequeños stormtroppers de pega, princesas Leias y fiquigóticos en general vestidos como de boda para tan fausto acontecimiento. Padres e hijos provistos de inmensos tambores de palomitas tras reservar con días de antelación la entrada. Hay que ser los primeros. A diferencia de aquella infantilada de la Amenaza Fantasma, está vez ha valido más que la pena.

hansolo

Author: Luis Besa

Luis Besa. Periodista,

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *