Acueducto2

El nuevo plan hidrológico renuncia al pantano de Lastras y aplaza al 2028 el del Ciguiñuela

Embalse de Lastras. Abajo, el Ciguiñuela.

El borrador del Plan Hidrológico del Duero para el periodo 2022/2027 descarta el pantano de Lastras de Cuéllar, en tanto mantiene la presa del Ciguiñuela si bien con una planificación de construcción para el periodo 2028/2033. También introduce pero igualmente para 2028/2033 otro tercer embalse, “la presa de Carbonero“. Son las tres principales novedades respecto a grandes obras en la cuenca incluidas en el documento gestor de la misma para los próximos años.

El borrador es una exhaustivo documento de 300 páginas que detalla como será la gestión de la cuenca en el próximo sexenio. En su página 217, donde alude a futuras actuaciones, detalla que “la Presa de Lastras de Cuéllar ha sido descartada por la Dirección General del Agua del ministerio de Transición Ecológica al considerar que no se atiene a la estrategia específica del agua en el contexto general de la transición ecológica, estrategia a la que se refiere el art. 19.2 de la Ley 7/2021 de cambio climático y transición energética”. Colectivos como la Plataforma sí a las Fuentes, punta de lanza de la oposición al pantano, se han apresurado a aplaudir la medida. En el extremo opuesto, los regantes de El Carracillo, que tenían en los cerca de 44HM³ previstos una garantía para la continuidad de sus cultivos, hoy dependientes de un muy castigado acuífero y de las tomas de agua del Cega, igualmente mermado. Lo último que se sabe de esta pantano, ahora desterrado al cajón de los proyectos fantasma, es la intención de licitar por 865.770€ el contrato de servicios de la asistencia técnica para la redacción del anteproyecto.

El Ciguiñuela, para 2033

Si Lastras de Cuéllar queda atrás, no así el no menos controvertido pantano del Ciguiñuela, de 30HM³, y contra el cual ya se han manifestado los municipios afectados, incluida Segovia capital. El documento explica que tanto este pantano como la presa de Carbonero son “actuaciones que  se programan para el periodo 2028/33, por lo que no se prevé su inicio antes de 2028 y, por tanto, la posible aplicación del artículo 4.7 se analizará, en su caso, en el siguiente ciclo de planificación” (pag. 217). En realidad, del citado embalse no hay ni siquiera un anteproyecto, si bien en 2018 el entonces presidente anunciaba su “inminente” publicación.

Y menos maduro si cabe está el tercer embalse, la presa de Carbonero. Se trata de un rediseño del descartado embalse de Bernardos, una versión de unos 30HM³ (el original superaba los 200), que daría servicio básicamente a los regadíos del oeste de la provincia.

El plan contempla una inversión de 2.743M€ para el sexenio 2022/2027, de los que 968M€ van para la gestión de la cuenca, 536M€ a infraestructuras de regulación, 302M€ para saneamiento y depuración. No hay partida asignada para infraestructuras de abastecimiento y sí  9.8M€ para “gestión del riesgo de inundación”. La restauración de ríos es otro apartado que se refuerza, con 194M€. Regadíos sostenibles, una actualización de los costes del agua, y la recuperación de sistemas fluviales son los grandes ejes del plan.


Author: Redacción

Acueducto2 es gratis. Si te gusta lo que hacemos, ayúdanos difundiendo nuestros noticias, pinchando en la publicidad de tu interés y compartiendo nuestras noticias por Whatsapp y redes sociales. Gracias.

Share This Post On

8 Comments

  1. Nada nuevo bajo el sol: socialismo o inversión.
    En este país se juntan cuatro, se hacen llamar amigos del ecologismo y ya son recibidos bajo palio por el progre de turno que digitalmente haya sido nombrado para dirigir los designios de las abundantes y fugaces aguas del deshielo de la Sierra de Madrid (la ladera noroeste) y la escasez de las mismas gran parte del año.
    La boina prieta, cual tornillo a rosca chapa, nos oprime la visión de una red hídrica en esta yerma provincia.
    Siempre nos quedará la PAC.

    Post a Reply
  2. Hombre, habrá que hacer presas en Martorell o Hospitales de Llobregat. Vota Psoe, corrupción y hambre segura.

    Post a Reply
  3. No, habrá que hacer las cosas con sensatez y raciocinio y no a lo gilipollas y por espurios intereses.

    Post a Reply
    • El día que falte agua en Segovia diremos como decía el “cachondo” de Pedro Arahuetes (Alcalde de Segovia por el Psoe):”Si no hay agua que beban Coca-Cola”

      Post a Reply
      • Que dejen de hacer tanta piscina privada y sobrara agua.

        Post a Reply
  4. Reducir el consumo y evitar la contaminación del agua son las cuestiones más importantes en la buena gestión del agua. Los embalses que estaban proyectados son innecesarios, porque los objetivos que se aluden para su construcción se pueden cumplir con medidas económica y ambientalmente mejores. En el caso de Lastras tampoco reúne las mínimas condiciones geológicas de seguridad y garantía.

    Post a Reply

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *