web analytics

Aforos de un tercio, deporte con mascarilla y todos sentados en los bares

El que firma, en un bar de Navafría tras 64 días.

El levantamiento de las medidas sanitarias preventivas de carácter excepcional que entra en vigor a las 00.00 horas de este 27 de noviembre para las provincias de Segovia y Ávila no significa el abandono del nivel 4 (el máximo) de alerta pandémica por lo que las medidas “ordinarias”, desde el toque de queda al uso obligado y continuo de mascarilla y distanciamientos sociales, se mantienen intactas, según ha explicado la Junta.

Eso si, ambas provincias quedarán blindadas con un cierre perimetral que impide la entrada y salida de personas de sus territorios. Son válidos los desplazamientos justificados en citas en centros y establecimientos sanitarios, en el trabajo o citas legales, en la asistencia a centros educativos o universitarios, la asistencia y cuidado de personas mayores, menores, dependientes, discapacitadas o especialmente vulnerables.

No hay servicio de barra

La nueva situación se concreta, en primer lugar, en el permiso para la vuelta a la actividad de las actividades de restauración en interiores y terrazas. Eso si, no se puede consumir en la barra ni de pie en el interior del local. Toda consumición en el local deberá hacerse sentado, con dos metros de distancia entre las mesas y con un tercio del aforo como mucho. En las terrazas, la distancia entre mesas se reduce a 1,5 metros y se podrá cubrir el 75 por ciento del aforo. Finalmente, ni dentro ni fuera podrán formarse grupos grandes: 6 personas como máximo en cada mesa.

El segundo grupo afectado directamente es el de los establecimientos comerciales de gran tamaño (más de 2.500 metros), para los que se permite cubrir un tercio de su aforo manteniendo el horario establecido en el estado de alarma.

Finalmente, en los gimnasios y centros deportivos cerrados, a los que también se permite abrir tras semanas con la persiana cerrada pero sólo con un tercio de su capacidad, será obligatorio usar siempre la mascarilla y no se permiten los deportes de contacto. La excepción en este caso es sólo para deportistas profesionales, de alto nivel o de alto rendimiento.

Author: Redacción

Acueducto2 es gratis. Si te gusta lo que hacemos, ayúdanos difundiendo nuestros noticias, pinchando en la publicidad de tu interés y compartiendo nuestras noticias por Whatsapp y redes sociales. Gracias.

Share This Post On

12 Comments

  1. Al final como en el gueto fe los señalados .

    Que no eso Igea .

    Por mi parte colaboraré con el gremio .

    Post a Reply
    • Yo, siendo de barra y codo, no, por ahora. Me quiero mucho.

      Post a Reply
  2. Que no os engañen..los hosteleros se manifestaron para que les dieran subvención y pagarán facturas, no se manifestaron para abrir..porque ellos saben que su negocio son los madrileños y turistas…ellos querían una paguita..ahora que les dejan abrir la mayoría no abriran

    Post a Reply
    • Totalmente cierto, ahora dirán que para los de Segovia no abren que tienen perdidas.

      Post a Reply
  3. Contando que estamos una tasa que supera claramente los 250 casos por cada 100.000 habitantes, cifra que se considera de riesgo extremo, me parece que es una medida sensata.
    Veo que la gente acepta las medidas o las critica en función de si las emite el partido político afín a su ideología.
    Apoyo a la hostelería, por supuesto… pero no vamos a pensar ahora que estamos en unos números de contagios como para que los clientes se apoyen en las barras. Cada vez que entramos a un bar todos vamos con la absurda sensación de que estamos libres de contagio en vez de beber y volver a ponernos la mascarilla.

    Post a Reply
  4. Me alegro mucho de la mejoría. Ahora que alguien me explique cómo no puede ir un madrileño a Segovia y viceversa, por ser de diferente comunidad autónoma, siendo Madrid la de menor incidencia peninsular, seguida de cerca de Segovia, pero puede pasear libremente un burgalés por Segovia, con una de las más altas de España.

    Post a Reply
    • Que yo sepa, un Burgalés no puede venir a Segovia.

      Post a Reply
      • Ya, y cuántos guardias civiles y policías piensas poner para evitarlo?

        Post a Reply
  5. A ver cuanta gente de la que comenta iría a trabajar para perder dinero en lugar de ganarlo. Que algunos se creen que los bares abren para verles a ellos la cara. Están en su derecho

    Post a Reply
    • Tienen todo el derecho..pero que no engañen a los segovianos diciendo que quieren abrir ( como en la manifestación famosa), cuando lo que fueren son subvenciones..que no engañen que para eso ta tenemos los politicos

      Post a Reply
      • Gerard no están engañando a nadie. Claro que quieren abrir, pero en condiciones normales, no para que solo puedan ir 10 personas que se repartiran entre 4 bares y tocaran a 5 euros de beneficios con 7 de pérdidas, nose si me entiendes (los números son un simple ejemplo). Y el que reivindiquen pagas es normal si a la gente que les han prohibido trabajar les prometen a cambio ertes y ayudas que nunca llegan, ahora podrán abrir (de momento) pero este tiempo atrás no han podido

        Post a Reply
  6. Yo algo que no acabo de entender es que la hostelería esté pidiendo que se abra un corredor con Madrid para que les compense el volver a poner en marcha sus establecimientos, pues con los segovianos solamente, les resulta ruinoso la apertura. ¿Se han olvidado del resto del comercio segoviano? Si se restablece la comunicación con Madrid, se producirá una desbandada de gente a comprar fuera de Segovia los regalos de Navidad y el resto de las compras navideñas, pues la oferta en Madrid es más variada y, todo hay que decirlo, los precios más competitivos. ¿No habíamos quedado el mes pasado que había que potenciar el gasto en el comercio segoviano, y para ello se inventó la campaña de bonos descuento? ¿En qué quedamos? ¿Es éste el grado de complicidad que demuestra la hostelería con el resto del comercio? Por lo que se ve, a ellos -la hostelería- solamente les interesa atender a los madrileños, que son los que llenan sus terrazas para comer; los segovianos del cafetito, la caña y los churros, y el comercio segoviano, pues como que no tienen interés para ellos. Espero que todo salga bien, porque en caso contrario, las consecuencias se harán notar en plenas navidades. Yo, por mi parte, no estoy dispuesto a pasar frío en una terraza por tomarme un café, ni mucho menos a meterme en un lugar cerrado con gente sin mascarilla, saldré de casa comido, bebido y con café incluido. Por favor, además de la hostelería, también existe el resto de comercio que hay que potenciar y salvar; hagamos nuestras compras aquí, en la tienda de al lado de casa que, además de vendernos una camisa, da trabajo a unos segovianos y sus impuestos los paga en nuestra ciudad. Si los madrileños no pueden venir a comer cochinillo, tampoco nosotros podemos si no tenemos trabajo.

    Post a Reply

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *