web analytics

La Granja y la diócesis pactan el uso de locales parroquiales en Valsaín

El pleno del Ayuntamiento del Real Sitio de San Ildefonso tiene previsto aprobar el 28 de noviembre el convenio por el cual se regirán las dependencias  y locales anexos a la parroquía de Valsaín, de propiedad del obispado pero en buena medida y hasta ahora “gestionados” por el consistorio.

Según explica el alcalde, Samuel Alonso, el convenio viene a mantener la situación actual, si bien el local hoy dedicado farmacia (un botequín farmacológico dependiente de una farmacia granjeña) pasará a ver subrogado su contrato del ayuntamiento al obispado, en las mismas condiciones a las actuales y siempre que el actual inquilino así lo desee. No se modifica el statu-quo del centro de jubilados, que seguirá gestionado por el consistorio. El uso de los salones parroquiales, por su parte, pasará a estar directamente gestionado por la parroquia, poniendo fin a la política por la cual concejales del equipo de Gobierno, en la práctica, facilitaban las llaves a los vecinos que quisieran realizar eventos, fiestas de cumpleaños y similares.

Un caso atípico

El pasado 28 de octubre el Obispado de Segovia registraba un escrito anunciando su intención de “desahuciar” los locales vinculados a la parroquia pero gestionados por el municipio, en la idea de recuperar de facto una propiedad de la diócesis. Tras varios infructuosos intentos por llegar a algún acuerdo, la diócesis daba así el golpe en la mesa harta de una situación que llevaba décadas cronificada.

La iglesia parroquial de Valsaín fue objeto en los años 70 de una ampliación. Se anexaron cuatro pequeños locales, así como un salón parroquial y el centro de mayores financiado por Caja Segovia. Con el tiempo buena parte de estos anexos quedaron bajo gestión municipal. El que usa dispone, y al final, el gestor pasó a ser el “propietario”, hasta el punto que cuando se suscitó abrir un botiquín en Valsaín, el consistorio ofreció un local de propiedad de la diócesis, cobrando el Ayuntamiento una pequeña renta pero comprometiéndose a asumir limpieza y luz. En el fondo está la cuestión de la complicada viabilidad económica de una farmacia rural, que aconsejaba facilitar la iniciativa en aras de ofertar un servicio público con una renta apenas simbólica (120€ mes) y descargando de gastos a la iniciativa.

El uso del salón parroquial es harina de otro costal. Al final, entre unas cosas y otras, era el concejal del equipo de Gobierno delegado de Valsaín el que disponía y facilitaba las llaves a los vecinos para todo tipo de actos. Harta, la diócesis dijo que hasta aquí y solicitó recuperar el uso y gestión del espacio, que es lo que ha conseguido ahora.

 

Author: Redacción

Acueducto2 es gratis. Si te gusta lo que hacemos, ayúdanos difundiendo nuestros noticias, pinchando en la publicidad de tu interés y compartiendo nuestras noticias. Gracias.

Share This Post On

5 Comments

  1. Claro en cuanto han visto que el cura vive en la granja en una casa del consistorio totalmente gratis, es que con la iglesia hemos topado… menudo ejemplo nos dan, recordar que nuestro obispo fue la mano derecha de Rouco Varela.

    Post a Reply
    • ROuco, el peor representante de la iglesia en España desde Torquemada, algo se queda cuando estás al lado del botijo unos años, Mari 😉

      Post a Reply
      • Juan, que en la diócesis de Segovia el que manda desgraciadamente es el vicario general, el obispo no pinta nada.

        Post a Reply
  2. Van a recaudar una miserable cantidad al botiquín farmacéutico y van a fastidiar el escaso espacio para actos que había en Valsaín.
    Me intriga saber qué actividades se van a realizar por parte de la diócesis en ese espacio. Seguro que ninguna, como el perro del hortelano, a esta banda seguro que le parece pecaminoso que se celebren los cumpleaños de los críos en los “salones parroquiales”.

    Post a Reply
  3. A partir de ahora ni un euro al cepillo.

    Post a Reply

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *