web analytics

Yo quiero ser prejubilado de la Caja

Periodistas a la puerta del juicio por Caja Segovia (y Damián).

Hasta ahora, si uno quería ver a un periodista retorcerse de envidia era cosa de sentarlo al lado de un funcionario. Moscosos, estabilidad, a casita a las tres y al pádel por la tarde, no digamos ya los sueldos… Hasta ahora. Porque el otro día en el juicio de las prejubilaciones de Caja Segovia vi a compañeros ponerse verdes de repente y luego blancos como velas, todos presa de ataques de los de quedarse a tres de tensión y a -200 de azúcar.

Nos daba algo. Tipos echando el día a 50 la pieza, y otros que por ahí nos irá si llega, escuchando las condiciones de jubilación anticipada de los ex-empleados de la Caja. Pero no los jefes, no, los de a pie, los curritos. Un tipo que acaba de director de oficina, ponte por caso, prejubilado a los 60 con el 100% de la paga. Y ya con 65 cobrando un 60% de la pensión -los menos envidiosos de nosotros le echamos 1.500€ mes- a lo que se añade, y agárrense, 3.500 limpios mes por prima de jubilación a cuenta de Caja Segovia. Total, 5.000 pavos al coleto puntualmente en llegando Santocarlos. Casi nos da algo.

Y los periodistas no éramos los únicos. Por ahí rondaban políticos de tronío jubilados comentando que su pensión -la máxima que da la Seguridad Social- queda en 2.100 limpios al mes. “Sana envidia”, dijo un testigo.

Paciencia. Todos sabemos que la banca paga bien. Actualmente no sé qué decir. Después de tantas reestructuraciones y podas, lo cierto es que los que quedan, continuamente estresados, presionados como tornillos para la consecución de objetivos y carne de trankimazin, dan una cierta pena. Hasta que se jubilan, o por mejor decir se prejubilan, pues apenas conozco banqueros en activo de 60 años. Empieza para ellos entonces una nueva vida. Aunque las cosas ya no son lo que eran, me da a mí…

Al asunto. 5.000 al mes de pensión, tú… No nos lo podíamos creer, codazo va, codazo viene. Explicaba el que fuera director general de Caja Segovia que el sueldo medio de la entidad era de 70.000€ brutos año. El más bajo 24.000€ y el más alto, el suyo, 875.000€. Claro, aplicando estrictamente las pautas de cómputo de prejubilación, salen los 8M€ trincados por el buen señor (la mitad para Hacienda, eso sí). En fin Serafín… Si naciste para martillo… Manuel Escribano cobraba, pues, diez veces más que el empleado medio, y treinta veces más que los del fondo del escalafón. Así son las cosas, haber estudiado…

Manuel Escribano.

Llámenme comunista pero no acierto a entender que la hora de trabajo de alguien valga 30 veces más que la hora de trabajo de otro alguien de su mismo equipo. En función del mercado puede valer el doble, el triple, seis veces más… ¿pero 30? ¿En serio me dices que la hora de trabajo de Escribano es casi 10 veces más cara que la del presidente Sánchez? (Vale, mal ejemplo he ido a dar, quédense con la idea).

De acuerdo. Manías de uno. El mundo es así, no lo ha inventado Escribano. Pero una cosa que si podemos empezar a plantearnos es esta inmoral costumbre de las actualizaciones sobre retribución porcentual. Para una nómina de 24.000€ un incremento del 2,5%, como el concedido este 2019 a los funcionarios, son 600 euretes más al mes. No está mal y es de justicia. El mismo incremento aplicado a Sánchez, en cambio, son 2.250€, no 600. Una prejubilacion al 75%, tal como se estilaba en el último periodo de Caja Segovia, arroja unos 52.000€ año para el salario medio bruto. Elevado a categoría de Escribano son 656.000€. ¿Ven cómo se genera la desigualdad?¿Ven cómo cambia el cuento?

¿Por qué regla de tres a salarios distintos debemos aplicar idénticos porcentajes de mejora? Quiero decir, si mi salario es muy inferior al del señor Escribano, ¿hasta qué punto es ético beneficiarlo en la misma medida cuando se ha sido vilmente desigual en el reparto? Para algunas cosas iguales, para otras diferentes, pero siempre es uno el mismo el que saca la mayor tajada. Se comió el jabugo, las gambas y el chuletón, el otro las sopas de ajo y un revuelto… Eso sí, el postre el mismo. Toca pagar y el de las gambas salta, ¡pagamos a pachas, que el postre era el mismo!… ¿Somos tontos o qué?

¿Y he dicho beneficiarle en la misma medida? ¡Miento! Pues la aplicación de un porcentaje es geometricamente proporcional a la base sobre lo que se aplica. Como la base es desigual no hay igualdad se mire por donde se mire. Esto es lo profundamente aberrante del caso Caja Segovia. Se lo comentas a los afectados y se encogen de hombros. “Es legal, ¿no?”. Bueno, veremos, los robos no deberían serlo, no si queremos un mundo más justo… ¿Qué no? Pues nada, a seguir así.

Author: Luis Besa

Luis Besa. Periodista,

Share This Post On

5 Comentario

  1. Ánimo Damián (y Bruce.) Somos muchos los segovianos que opinamos como tú.

    Respecto a los exdirectivos de la Caja se le indigesta a uno el almuerzo al cruzarse con ellos por las calles segovianas.

    Lo dicho en otras ocasiones por otros comentaristas: nunca olvidaremos lo que se hizo con Caja Segovia y con Quitapesares.
    Esperemos que la justicia haga bien su trabajo y ponga a los responsables donde merecen estar.

    Post a Reply
  2. Ojos que no ven… Las prejubilaciones de todos, digo todos, ha sido un ‘chollo’ en toda regla. ¿Cuántos empleados ve usted protestando? El que más el que menos con la sesentena empezada, cuando no la cincuentena mediada, están tranquilamente en casa, con la remuneración que usted indica. Todo legal, puede o… vale: pulpo.

    Post a Reply
  3. Y Damián qué piensa de las liberaciones a dedo de los concejales de Clara?

    Post a Reply
    • Creo q no son a dedo , son entre los concejales elegidos por los vecinos de Segovia para representarnos y q después se organizan como mejor consideran para gestionar nuestros recursos .
      Segodeus los concejales tienen que trabajar gratis ?
      O si queremos a alguien bueno que nos represente habrá que pagarle lo que merezca.
      Dentro de poco volvemos a tener la oportunidad de entre todos elegir a quien consideremos mejores.

      Post a Reply
      • ¡Qué me dice!. ¡Pero qué torpe soy!. Desconocía que pudiéramos elegir también el número de liberados. Pondré más celo en las próximas elecciones. Muchas gracias.
        A ver si conseguimos entre todos reducir el número de liberados (el más elevado de la historia), y evitemos un expolio como el de la Caja.
        Aunque ya sabe ud. que en esto, como en todo, según si el desvío acaba en casa o no, es motivo o no de sacar pancartas a la calle.

        Post a Reply

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *