web analytics

¿Qué se puede hacer contra esto?

Obispo Quesada tras la noche central de las fiestas del Cristo.

Hombre comedido, Cándido López, presidente de la Agrupación de Industriales Hosteleros de Segovia, se limitó a recordar los muchos males que apareja el botellón. Entre ellos, la conversión en vertederos de plástico aquellas zonas utilizadas es fiestas como áreas de verbena, conciertos y congregaciones masivas de personal. Desde hace ya unos años, y al inicio de los espectáculos, riadas de personas acuden atestados de bolsas con hielos, vasos, botellas, gusanitos… Cada producto diligentemente embalado en más y más capas de plástico. Cuando vuelven a casa no llevan las bolsas.

Correspondió al concejal de Servicios Sociales Andrés Torquemada presentar el vaso reciclable que se pondrá en uso durante las próximas ferias y fiestas de Segovia, ya probado en alguna que otra ocasión, y con el que se pretende este año minimizar los kilos y kilos de desperdicios. El vaso estará disponible al precio de un euro en la barra de los bares adheridos, de momento hay diez pero Cándido López espera que se sumen más y termine siendo una oferta disponible en la inmensa mayoría de bares del centro. Terminado su uso, el vaso se devuelve y se recibe el euro de fianza. La devolución en los mismos bares o, también, en mesas habilitadas por la asociación de apoyo a los refugiados ACCEM. Los euros que no se devuelvan, para los refugiados (unos 70 tutorizados por la ACCEM, y que se suman a los 85 de la otra entidad de soporte al refugiado que opera en Segovia, Cruz Roja).

No hay muchas esperanzas. Ya anteriormente Clara Luquero había desestimado la idea de aumentar los contenedores -“no ha funcionado”, decía- y en su lugar se pretende tener una presencia continuada de basureros en la zona. Torquemada recordó, tampoco sin mucho optimismo, la típica bota de vino. Se conoce que sale poco el bueno del concejal.

“No es no”, especialmente en fiestas

Su presencia estaba justificada, más allá del tema del reciclaje, por la otra campaña paralela a las fiestas, la tendente a evitar las agresiones sexuales. el machismo, la bordez… A tal fin, a las anunciadas pañoletas, habrá reparto de trípticos con los teléfonos a los que llamar en caso de riesgo, o pautas tanto para evitar el abuso (entre otras cosas, se apela a la moderación con el alcohol) como para intervenir en caso de que se presencie alguna escena. El “No es no” estará también en los servilleteros de bares, en los propios vasos reciclados y en pancartas y prospectos.

 

Author: Redacción

Acueducto2 es gratis. Si te gusta lo que hacemos, ayúdanos difundiendo nuestros noticias, pinchando en la publicidad de tu interés y compartiendo nuestras noticias por Whatsapp y redes sociales. Gracias.

Share This Post On

7 Comments

  1. Mientras sigamos siendo unos auténticos cerdos, no habrá manera de evitar que la basura se acumule en las zonas de las verbenas/conciertos. A no ser que se prohiba hacer botellón en las zonas en las que se celebran estos eventos (aunque el problema, se trasladará a otras zonas).

    Post a Reply
  2. No es justo, ni literalmente cierto, escribir “riadas humanas de jóvenes”. Creo que entre las personas que ensucian las calles también hay familias o adultos no tan jóvenes. Podría escribirse “riadas de personas” y con ello evitar un juicio de valor no del todo correcto sobre los jóvenes. Hay jóvenes que ensucian las calles, pero también hay niños, adultos o jubilados.

    Post a Reply
    • Tiene razón. Rectificamos.

      Post a Reply
  3. ¿Solución?,….. Pero si no quieren solucionarlo.
    Como se suele decir, quieren matar un elefante con un perdigón. El proyectil y el arma, tiene que ir de acuerdo con la pieza. Los politicuchos (y en mayor grado los “progresistas” de izquierdas) están acostumbrados a lo contrario, a matar moscas a cañonazos, y a muchos “pañitos calientes”. Y si además estas fiestas son las “ultimas” antes de las elecciones, pues nada de nada.
    El amigo Juan ha dado con la clave. Educar. Pero hasta que eso llegue (que lo dudo), habrá que hacer algo, que aunque nos duela, es lo único que funciona en España. Castigar el bolsillo.
    Si. Castigar el bolsillo.
    Pero para eso se necesita VOLUNTAD, y que esa voluntad sea recompensada con dinerito fresco en forma de jugosas multas.
    Evidentemente no tienen los actos la misma peligrosidad, pero por el mismo motivo de que yo no puedo circular por una autopista estupenda y nuevecita a 150 km/h, un grupo de yogurines no puede dejar como una pocilga cuatro metros cuadrados de la Plaza Mayor durante una verbena. Ese motivo le conocemos todos de sobra. Multa.
    ¿Alguien me puede decir, por curiosidad, cuantas multas se han puesto en Segovia, por “marranear” las calles, plazas y parques. ¿Una?, ¿Cuatro?, ¿cero?
    No hace falta multar a todos el primer día. Con cien o doscientos es suficiente, que con las “nuevas tecnologías” todo corre como la pólvora. Verás como al día siguiente los “niñatos” y “no tan niñatos” andan mas “finos”.
    Es fácil. De la misma manera que un Agente te puede multar por verte con el móvil en la oreja conduciendo, un “paseíto” por la Plaza en verbena, y al que vea tirando un vaso o una botella al suelo,… “tralarí-tralará”, 300 €. Con pillar a 200, 60.000 €. Orquesta pagada. Y al día siguiente, igual. Y que salga bien en los medios. Y muy importante, el aviso previo por megafonía, para que nadie diga que no sabían.
    Pero claro, para eso se necesita VO LUN TAD, y me temo que es más fácil pedir cuatro barrenderos más y que vayan dos horas antes, pera batir el record mundial de limpieza de plazas-cochiquera.
    Lo realmente curioso, es que las autoridades municipales nos hagan creer que esto no tiene solución. Que morro.

    Post a Reply
  4. Según la ordenanza municipal sobre el CONSUMO de BEBIDAS ALCOHOLICAS EN LA VIA PÚBLICA:

    No se permitirá la venta y el consumo de bebidas alcohólicas en vías, espacios y zonas
    públicas. No obstante, el Ayuntamiento podrá autorizar dicho consumo en determinados
    espacios y zonas públicas con carácter excepcional y ocasional para manifestaciones
    populares, ferias y fiestas patronales o locales.

    Con no autorizarlo, asunto arreglado.

    Post a Reply
    • De acuerdo.
      Pero el tema en cuestión (en este caso) no es el alcohol, es la guarrería. La misma guarrada es, la bolsita, la lata de cerveza o,o, y la botella de 2 litros de refresco.

      Post a Reply

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *