web analytics

La Segoviana cierra la mala racha y se da una fiesta a costa del Marino (4-1)

Diego Gómez celebra su regreso con un gol definitivo.

Ya es oficial, la Segoviana ¡ha vuelto! No hay mejor vacuna que la victoria. Con un partido redondo ante un Marino Luanco habitualmente duro de pelar y rival directo en la pugna por la permanencia y saldado con 4-1, la Gimnástica Segoviana parece cerrar la crisis de resultados que le llevó a perder cinco partidos seguidos tras un prometedor inicio liguero. El empate contra el O Carballiño la pasada semana, y sobre todo, una gran imagen en el partido de Copa frente al Mallorca, parecían augurar un cambio de suerte en los de Manu, que confirmaron con una brillante victoria tras siete partidos viviendo de espaldas a ella.

Impecable el equipo, esta vez con un potente porcentaje anotador. Y eso que empezó perdiendo, con un gol a los diez minutos que sembró un run-run en la grada.  Pero la Segoviana no se desfondó, tomó la pelota y a golpe de posesión fue encerrando a un equipo acostumbrado a cerrarse y aguantar para conseguir un más que trabajado gol al filo de la primera mitad obra de Manu. Gol psicológico que permitió enfocar la segunda mitad con tranquilidad. Una mano clara en el minuto 54 supuso el penalti que adelantabavía Cidoncha a los locales. Con el marcador en contra el ultradefensivo planteamiento del Marino no servía para nada, se abrieron los visitantes pero sin generar ocasiones, en tanto la Segoviana seguía llegando con claridad. En una de estas, en un córner, Mansour recuperaba también su magia rematadora elevándose por encima de la zaga y cabeceando para el gol de la tranquilidad.  Manu volviendo a marcar, Mansour hecho un killer de los corner, parecía que lo vivido en noviembre no había sido más que una pesadilla.

Pero la fiesta aún no estaba completa. Tras ocho meses en el dique seco por lesión volvía a la Albuera Diego Gómez. Salir y besar el santo. Un magistral pase a lo Beckham de Álex Conde al centro del área fue rematado a la red por el canterano de Trescasas. Casi lo vuelve a lesionar la plantilla al celebrar la plantilla el gol-retorno de un hombre llamado a ser clave en el equipo, que ha superado un calvario y se merecía volver por la puerta grande como lo hizo. Poco después, Gómez la ensartaba de nuevo si bien el tanto fue anulado por el colegiado. Un 4-1 en definitiva que permite a la Segoviana abandonar la zona del descenso, reencontrarse a si misma y encarar con optimismo el próximo envite ante el penúltimo, el Llanera donde hay en juego algo más que tres puntos.


Author: Redacción

Acueducto2 es gratis. Si te gusta lo que hacemos, ayúdanos difundiendo nuestros noticias, pinchando en la publicidad de tu interés y compartiendo nuestras noticias por Whatsapp y redes sociales. Gracias.

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *