web analytics

La Guardia Civil encuentra el cadáver del excursionista al que se buscaba desde noviembre

Efectivos de la Guardia Civil han encontrado en la mañana del 23 de junio los restos de Carlos Martos Sánchez, desaparecido en el Puerto de la Quesera, en la sierra de Ayllón entre los términos de Riaza y Majaelrayo (Guadalajara),  el pasado 3 de noviembre. El cadáver ha aparecido precisamente en los abruptos barrancos donde se le buscaba, una vez que concluido el Estado de Alarma y con la mejora del tiempo se reiniciara la búsqueda hace unos días, según informan fuentes de la subdelegación de Gobierno.

Madrileño, avezado excursionista de 66 años y buen conocedor de la zona Martos practicaba el excursionismo  el pasado 3 de noviembre cuando algún percance debió motivar un fatal accidente. Las informaciones de la familia apuntaban a que había salido de buena mañana con destino a la Quesera y Hayedo de la Pedrosa, encontrándose su coche en el cercano aparcamiento de Riofrío de Riaza.

En los siguientes días, y si bien la hipótesis de un accidente fatal planeó desde el inicio, la Guardia Civil inició una intensa búsqueda por la zona que se vio frustrada por el mal tiempo y lo abrupto de los barrancos en los que se suponía podía haber caído Martos. La nieve, el hielo y el agua motivaron la suspensión del operativo durante los meses invernales y la epidemia del covid19 retrasó aún más el reinicio del operativo. Finalmente, con el levantamiento del Estado de Alarma y la llegada del buen tiempo se ha retomado la búsqueda hasta la detección esta mañana de los restos mortales precisamente en la zona donde se concentraban las sospechas que podía encontrarse el cuerpo.

Localizado el cadáver, la Guardia Civil tiene previsto recuperar el cuerpo con un helicóptero y trasladarlo al cuartel de la Guardia Civil en Riaza.

Author: Redacción

Acueducto2 es gratis. Si te gusta lo que hacemos, ayúdanos difundiendo nuestros noticias, pinchando en la publicidad de tu interés y compartiendo nuestras noticias por Whatsapp y redes sociales. Gracias.

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *