web analytics

Ministra en La Granja: ¿Qué hacemos en el Real Sitio, qué con el Open Arms?

Acompañada de un no pequeño séquito (asistentes, seguridad, y varios periodistas, entre ellos un equipo de televisión y fotógrafo, sin olvidarnos del director general del SEPE, Gerardo Gutiérrez) la ministra se plantó en el Palacio Real de La Granja para difundir el trabajo que, a pachas con Patrimonio Nacional, el ministerio desarrolla en los jardines; la Escuela Taller. La esperaba una comitiva aún mayor, representantes de Patrimonio Nacional, de la delegación de Gobierno, del PSOE segoviano, por supuesto, el alcalde de La Granja Samuel Alonso. El caso es que el cuchicheo entre muchos funcionarios y periodistas no paraba. «¿Cómo se llama la ministra?», se iban preguntando unos a otros.

Es que esto de los ministerios ya no es lo que era, entre que se tiran meses «en funciones», que las competencias reales las tienen las autonomías , y que solo salen en los telediarios cuando los cesan (entonces y generalmente, para mal), lo cierto es que ya muy pocos en provincias conservan las buenas costumbres de memorizar nombre y cargo cuando se asiste a una convocatoria «con ministro». Además -y esto ya es cosa mía, pero no solo mía- se parecen un montón entre ellos y generan conflictos de identidad. «¿No es la portavoz? ¿No llevaba Hacienda?», seguían los cuchicheos y no solo a cargo de segovianos, a la postre, humildes provincianos sin mayores contactos en el «gran mundo», sino también de algún que otro capitoste llegado de Madrid especialmente para la ocasión en coche oficial, lo cual es peor.

La ministra de trabajo, en su gira por la Escuela Taller.

Pues no. Magdalena Valerio es la ministra  de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social (en funciones). El que sí la conoce y bien es el hostelero José María Ruiz,  allí presente, «Magdalena Valerio», contestaba sin pestañear. No en vano, la ministra es pareja del sociólogo y periodista Lorenzo Díaz, muy vinculado a la promoción del Cochinillo de Segovia, al que dedicó una completa monografía. En el saluda a pie de coche oficial, ministra y hostelero, tuvieron tiempo de intercambiar afectuosos saludos.

Al asunto. Desde hace ya varias semanas Valerio tenía previsto visitar la Escuela Taller de La Granja, una de las 12 que Patrimonio Nacional mantiene a medias con el Servicio Público de Empleo Estatal, y una de las 184 que en toda España desarrollan formación dual. «Aprendizaje de conocimientos y aptitudes mientras se trabaja, trabar aprendiendo y aprender trabajando», explicaba la ministra, resaltando el carácter genuinamente español (al parecer) de la iniciativa.

En el caso del Palacio Real, son 24 alumnos que trabajan, entre otras misiones, en la recuperación de la zona de viveros, y del  «jardín de los italianos«. Está pasada la ermita de San Ildefonso, detrás del jardín de la Real Botica, a la izquierda de la fuente de la Fama. Una zona poco conocida del Real Sitio y abandonada hasta hace unos años. Este espacio formaba parte de la primera fase de los jardines reales. Se llamaba de»los italianos» porque a diferencia del que le hace avenida (el parterre de la Fama) de aire versallesco, era el diseñado específicamente para Isabel de Farnesio al gusto de los jardines renacentistas de su Parma natal, con frutales, flores, olores. «Un jardín de experiencias», explicaban desde Patrimonio.

La zona original de los viveros parecía perdida hasta que apareció un mapa anónimo de su diseño original. Se descubrió así que había estanques en la zona así como la configuración en parterres. Tras las oportunas excavaciones se redescubrieron los estanques iniciándose las labores de asemejar el espacio a como estuvo en tiempos y a cargo de los alumnos de la escuela supervisados por 5 monitores.

Las Escuelas Taller van dirigidas a demandantes de empleo de 16 a 24 años y tienen una duración de dos años divididos en dos fases: una primera fase formativa de seis meses, en la que reciben una beca de asistencia de 9 euros por día lectivo asistido, y una segunda fase de formación en alternancia con el trabajo, con una duración de dieciocho meses, en la que los alumnos, ya trabajadores, perciben una retribución equivalente al 75% del salario mínimo (787€ incluidas pagas extraordinarias).

¿Qué hacemos con el Open Arms?

Vendido el producto, cuya información se puede ampliar a partir del boletín televisado elaborado por el propio ministerio, la ministra se dedicó a despachar las preguntas de los corresponsales y redactores de medios nacionales, siendo lo más relevante, además de apoyo al drama del reciente incendio forestal, sus declaraciones a propósito de la crisis abierta por la negativa de la UE, España incluida, a dar puerto al Open Arms y su centenar largo de refugiados.

Como saben, y tras muchos años clamando España para que el control migratorio fuera competencia de la UE y no apechugar a solas con la inmigración ilegal de las pateras, la crisis humanitaria de Siria, agudizada por la férrea negativa de algunos países de la UE (Bulgaria, Hungría, Eslovaquia, curiosamente, muchos de ellos canteras vivas de inmigrantes y sin apenas población extranjera) a facilitar el paso de refugiados, forzó a Bruselas a consensuar un plan de mínimos según el cual los emigrantes recogidos en el mar debían volver a puertos ubicados en África y supuestamente bajo control de organizaciones de atención a refugiados, en tanto se pactaba un programa de distribución nacional por cupos de los solicitantes de asilo. Desde entonces y de modo recurrente, algunas organizaciones, Open Arms, Médicos sin Fronteras, SOS Mediterráneo, desafían este acuerdo empeñándose en llevar a los refugiados a «puertos seguros» considerando por tales los que marca el derecho marítimo (el más cercano al lugar del rescate) en lugar de a los indicados por la UE, habitualmente zonas bajo control de mafias y donde las condiciones no son mejores que en las zonas  (Sudán, Eritrea, Sahel) de las que huyen. Problema que tiene varias caras, entre otras la hipocresía de Europa y su incapacidad para suscribir una política común, por otro la retroalimentación de las mafias del tráfico de personas

Atrapados entre el compromiso de cumplir el acuerdo y el impacto en la opinión pública de barcos atestados de desdichados que antes se tiran al mar que volver a las costas de Libia, las autoridades españolas recuerdan que durante años España ha asumido a solas la gestión de la inmigración, superando con creces la «cuota de solidaridad» que le corresponde. Eso por un lado, por el otro, piden una mayor implicación de Europa.

Magdalena Valerio no se salió del guión. A la pregunta de porqué el Acuarius sí y el Open Arms no, la ministra de migraciones tiró por la calle del medio. «Es una cuestión que afecta a toda la UE. España es totalmente solidaria, tenemos miles de personas en el sistema de atención a peticionarios de asilo, más de 30.000, pero es que además es raro el día en que no se salven en el mar una decena o una centena de personas. Así hasta 50.000 personas, a las que hemos tenido que dotar de plazas de atención humanitaria. Teníamos 2.700 plazas de atención a las personas que llegaban a las costas de Andalucía y estos momentos tenemos más de 5.000 plazas. En definitiva, España ha dado sobrados muestras de solidaridad y de liderazgo para que esta cuestión migratoria sea resuelta para que esta situación sea resuelta de manera coordinada por toda la Unión Europea».

Author: Luis Besa

Luis Besa. Periodista,

Share This Post On

12 Comments

  1. Es genial tener un cargo a dedo. No tienes ni idea de nada, cobras un pastón y te paseas por toda España gratis. Antes acoges al Aquarius y ahora que se lo coma Italia. Viva la coherencia.

    Post a Reply
    • Es una vergüenza lo que hacen las ONG`s. Sirven de transporte para las mafias. Como las mafias saben que recogerán pateras a escasos km de la costa de Libia, cada vez emplean pateras de peor calidad ya que saben que les van a recoger. Asimismo los barcos de las ONG`s rescatan cerca de la costa de Libia y, según la normativa, deberían ir al puerto más cercano, en este caso en Libia pero les hacen de transporte a las mafias queriendo desembarcar en puertos europeos más alejados.
      Luego abogan a nuestra conciencia y si no lo compartes eres un racista.

      Post a Reply
      • Por cierto, que ese «puerto más cercano» siempre es de Tunez, pero parece ser que eso no es lo pactado con las mafias.

        Post a Reply
  2. Está Escuela Taller empezó en el año 1988, yo lo sé porque yo fui alumno de la primera promoción que como digo empezó en el año 1988. En los primeros seis meses era de formación y luego te hacían un contrato de trabajo con un sueldo, duro en total tres años. Era la primera vez que trabajaban mujeres en los Jardines de La Granja, peonas-jardineras, y a los trabajadores de la plantilla les choco bastante

    Post a Reply
  3. Ja, ja, ja, ja, ja,…… he oído esta mañana en la radio, que la susodicha ministra, nos dice que ZPedro está «al pie del cañón», por que ayer le envió un wasap «de trabajo» y que el susodicho le contestó.
    Ja, ja, ja, ja, ja,…. ese es el «nivelazo» de los que nos «gobiernan».

    Post a Reply
  4. Lo de estos rescatadores sería interesante que lo revisase el tribunal internacional

    Post a Reply
  5. Efectivamente romano..el tribunal de derechos humanos…y ya puestos el del gobierno italiano negando ayuda humanitaria también…

    Post a Reply
    • Aborregamiento nivel supremo se llama Fe. Lee algo más que el Público

      Post a Reply
      • Ja ja ja..y Seguro que eres de los que lloran con peliculas donde los nazis mataban judíos..o tal vez no..que triste

        Post a Reply
        • Que va!!! Yo por lo que lloro es por esas mafias que se dedican a traer a africanos por una cuantiosa cantidad(se habla de 6000€ por barba) para tener que darles una paguita todos los meses en mi país. Mientras borregas analfabetas como tú se creen que con su buenísmo dialéctico van a conseguir llegar al cielo. Eso sí pagado por los demás, porque no veo a gente como tú llevándose a ningún sudanés en cuestión a su casa y costeando les la buena vida.
          Y curiosamente gracias a gente como tú al final pagan justos por pecadores, y gente que de verdad lo necesitaría no son correspondidos. Pero tú sigue en tus mundos de yupi porque ahí eres muy feliz

          Post a Reply
          • ¿Y por eso vas a dejar que unos inocentes mueran ?..tan racista y genocida???…de todo corazón: tómate un vasito de agua caliente con un zumo de limón todas las mañanas al levantarte y verás como mejoras…

  6. Morir? De qué? Tu sabes lo que son 6000€ en África? Sal del pueblo y abre los ojos. Ahi los más interesadas o mejor dicho únicos interesados son las mafias,a las cuales tú das cuartelillo con tus mentalidad. Lo que habría que exigir es que el peso de la ley recaiga sobre quién la incumple

    Post a Reply

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *