web analytics

‘Filibusterismo’ en el mesón: denunciado por desacato un restaurante

Lunes 25 de septiembre en el juzgado de la calle Domingo de Soto de Segovia. A primera hora de la mañana se tomaba testimonio a más de una veintena de policías locales en el litigio que interpuesto por el Ayuntamiento de Segovia se sigue contra la propiedad de los restaurantes Acueducto y El Segoviano por un delito de desacato a la autoridad. “El establecimiento ha sido sancionado reiteradamente por incumplimiento de la ordenanza de publicidad, pero ni caso. Al final se presentó denuncia por desacato”, explicaba el concejal responsable de Policía Local,  Ramón Muñoz-Torrero.

Distribuir publicidad está prohibido en un perímetro de 20 metros alrededor del Acueducto. Día sí día también, repartidores de El Segoviano (que a su vez integra al  segundo restaurante identificado como Acueducto, anteriormente Vertical), en la calle Teodosio el Grande, captan clientes a los pies mismos del monumento y por toda la plaza del Azogujeo.  Reiteradamente cazados por la guardia urbana, al final el cuerpo ha optado por presentar la denuncia.

Todo vale para captar clientes

Pero es que  a veces no se limitan a eso. “En Cándido suelen venir a buscar clientes a la puerta, en algunos casos gente que aguarda turno y que tienen reserva hecha, les dicen, por aquí y se los llevan”, explican fuentes policiales. En el verdadero Mesón del Segoviano lo confirman y no solo eso. En una ocasión, unos orientales con reserva en Cándido fueron “derivados” al Segoviano. No les debieron tratar muy bien porque después de comer vinieron a presentar una reclamación en Cándido. De traca. “Les decían que Cándido era también el de arriba”, explican en el mesón del Azoguejo. Más. “Nosotros tuvimos que llevarlas a juicio por injurias. Venían a la gente y les decían no comáis aquí, que hay ratas”, explican los propietarios. Y estas son algunas de las que se pueden contar.

Pero lo del Acueducto va más allá de la picaresca o la “agresividad comercial”. Detrás de ambos negocios está la mano de José María S.C. Un “empresario” de 59 años recientemente condenado en firme a cuatro años de cárcel y 400.000€ de multa por impago reiterado a la Seguridad Social. Básicamente, va cambiando la titularidad legal de los establecimientos de sociedad limitada en sociedad limitada, amparado a veces en testaferros. El objetivo: ahorrarse las cotizaciones laborales.

Para la AIHS es una “agujero negro” en la reputación de la restauración segoviana. Y es que a las malas prácticas, al filibusterismo comercial, se añade una aureola de pésima calidad. En Tripadvisor debe tener el récord de comentarios negativos. De 168 comentarios, 122 (78%) son pésimos, en lo más bajo de la catalogación. En honor a la verdad, un 5% lo tildan de excelente. Lo mismo pasaba en su anterior etapa, cuando era el Vertical del Acueducto. En páginas como 123Pages, de turistas extranjeros, no hay ni un comentario favorable. Vale la pena ver algunas de las fotos colgadas por los pobres clientes. Son la viva imagen de la desolación culinaria.

También ha habido problemas urbanísticos. “Les abrimos un expediente porque interconectaron los dos establecimientos. El Acueducto y el Segoviano comparten una salida a un mismo portal. Utilizaban la puerta para cruzar el portal y llevar comida de uno a otro”, explican en Urbanismo. Más pleitos. Ambos establecimientos llevan funcionando desde 2006. “La licencia es legal, van cambiando la sociedad explotadora, pero sobre la licencia no podemos intervenir”.

“Exageraciones”

No se ha podido obtener la versión de los propietarios. Tras dos visitas, los empleados señalan que “los amos no están, se han ido unas semanas de vacaciones”. Dicen no tener constancia de los problemas en la distribución de la publicidad. “Trabajamos con normalidad, ocurre que las cosas se exageran”, dicen.

A la salida, bajo los sillares del Acueducto en su tramo más alto, a este reportero un reparte-flyers le endosa una oferta. “Menú cochinillo a 21€”. ¿Adivinan de qué restaurante se trata?

Autor: Redacción

Acueducto2 es gratis. Si te gusta lo que hacemos, ayúdanos difundiendo nuestros noticias, pinchando en la publicidad de tu interés y compartiendo nuestras noticias. Gracias.

Compartir en

Comenta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *