web analytics

Ornitología: los vencejos no pasan “por caja”

Ubicación de las cajas nido en Nueva Segovia en 2014.

El grupo local de Segovia Seo Birdlife ha pasado balance del pasado año 2017  en lo tocante a ocupación de cajas nido en el término municipal. En colaboración con el Ayuntamiento de Segovia, la organización dispuso 15 cajas nido para cernícalos y lechuzas, una para halcón peregrino, y otras 30 para vencejos.

Tras la revisión de la temporada 2017 un total de 5 nidos han sido ocupados durante el periodo reproductivo, y otras dos como refugio y/o comedero. De los nidos ocupados cuatro lo fueron por lechuzas y uno por cernícalos. La zona de más éxito ha sido la de Torredondo. No ha habido tanta suerte en lo tocante a los vencejos, instaladas en 2014, a pesar de que en 2017 se aplicaron pequeños cambios en los nidos ubicados en el “pirulí” de Nueva Segovia para evitar que fueran ocupadas por estorninos.

Las cajas nido son herramientas muy útiles en la preservación del ecosistema. Las ciudades, sin manchas boscosas, linderos rocosos, ruinas, campanarios o palomares, son terreno hostil para rapaces que no podrían nidificar por si solas. Es el caso de lechuzas y cernícalos, frenos naturales para plagas como el topillo. Además, permiten estudiar las diferentes especies y realizar acciones de sensibilización social (fuente: web de Seo Bidrlife grupo local Segovia)

El águila y el buitre remontan el vuelo

Por otra parte, el delegado territorial de la Junta de Castilla y León en Segovia, Javier López-Escobar, ha presidido en Collado Hermoso la reunión del patronato del parque natural Sierra Norte de Guadarrama. Entre los asuntos tratados  la directora-conservadora, Patricia Riquelme, ha presentado la memoria de actividades de 2017 y ha expuesto los datos del trabajo de seguimiento y conservación de fauna protegida desarrollado en el parque.

Entre las especies más emblemáticas de la zona, destaca el buitre negro que en 2017 ha mostrado un considerable aumento en el número de territorios ocupados -180, frente a los 155 del año anterior-, y en el número de parejas reproductoras –146, frente a las 125 de 2016-. También ha mejorado la tasa de eclosión con respecto al año pasado, 108 parejas pusieron 146 huevos, de los que nacieron 119 pollos y consiguieron volar 108. Cifras que constituyen un buen parámetro del éxito reproductor de la especie en el parque natural

Águila Imperial.

También para el águila imperial 2017 ha sido un buen año en la Sierra Norte de Guadarrama. En los 12 territorios ocupados pos la especie se contabilizaron 12 nidos con puesta y se detectaron 21 pollos, de los que 20 consiguieron volar. Para la conservación de la especie, la dirección del parque aplica limitaciones temporales de los trabajos forestales en torno a los nidos y proporciona alimentación suplementaria a una fracción de las parejas controladas.

Los resultados del trabajo han revelado la presencia de 22 especies de murciélagos forestales, lo que supone un 70 % de las especies presentes en la península ibérica. Se han recuperado ejemplares anillados lo que ha aportado información de interés para mejorar el conocimiento de este grupo de mamíferos. Además, se han revisado las cajas refugio para murciélagos que se colocaron en junio del año pasado con un resultado de un 33,3% de cajas ocupadas (fuente: nota de la delegación de la Junta en Segovia)

 

 

Author: Redacción

Acueducto2 es gratis. Si te gusta lo que hacemos, ayúdanos difundiendo nuestros noticias, pinchando en la publicidad de tu interés y compartiendo nuestras noticias por Whatsapp y redes sociales. Gracias.

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *