web analytics

Los bomberos montan guardia toda la noche por el incendio de una montaña de balas de paja

El incendio de unas 1.200 balas de paja que permanecían apiladas en un campo de labor, junto al casco urbano de Zamarramala ha obligado a varios efectivos de los bomberos de Segovia a permanece de guardia junto al lugar del fuego para impedir cualquier posibilidad de que se propague por la zona, a la espera de que la paja se consuma totalmente por sí misma.

El incendio, vigilado por bomberos de Segovia.

La “montaña” de paquetes de paja comenzó a arder, por causas aún no aclaradas oficialmente, en torno a las 21.00 horas de este 21 de octubre generando unas llamas de altura considerable que fueron visibles desde distintos puntos de la ciudad. Los bomberos desplazaron al lugar dos camiones, una autobomba nodriza y otra autobomba rural pesada, aunque se limitaron a controlar que no se propagasen las llamas.

Fuentes de los propios bomberos de Segovia han explicado que material como la paja, en esas cantidades y prensada en balas, es muy complicado de apagar directamente por lo que se dejará arder de forma controlada en un proceso que lleva horas, para proceder a su extinción total posteriormente.

Author: Redacción

Acueducto2 es gratis. Si te gusta lo que hacemos, ayúdanos difundiendo nuestros noticias, pinchando en la publicidad de tu interés y compartiendo nuestras noticias por Whatsapp y redes sociales. Gracias.

Share This Post On
468 ad

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *