web analytics

La Gimnástica Segoviana luchará por ascender a Segunda B

La Gimnástica Segoviana optará un año más al ascenso de categoría tras garantizarse matemáticamente este 17 de abril un puesto para el play off por una plaza en Segunda B con su victoria en La Albuera frente al Atlético Bembibre.

El primer equipo de Segovia ocupa en este momento la segunda plaza de la clasificación del grupo VIII de la tercera división con 71 puntos, mientras que, a falta de cuatro jornadas, el quinto clasificado, La Bañeza, suma 58 puntos después de cosechar sólo un empate en la última jornada, lo que asegura el puesto de play off a los de Luis Bertó.

Ahora queda por saber qué plaza ocuparán finalmente los segovianos en la tabla, un importante detalle, ya que define los cruces con los aspirantes procedentes de otros grupos. Los gimnásticos podrían incluso ser primeros aún si se recurre a las matemáticas, aunque el líder, el Zamora, goza de una cómoda ventaja, de ocho puntos, y se está mostrando intratable en esta recta final de la temporada.

Por detrás, el Palencia, ahora tercer clasificado a dos puntos de los gimnásticos, acecha la segunda plaza, mientras que el cuarto clasificado en este momento es el Villaralbo, con 61 puntos.

La Gimnástica segoviana tenía entre los objetivos de esta campaña disputar precisamente el ascenso de categoría, una disputa en la que se ha convertido en habitual en los últimos años, aunque el equipo segoviano sólo ha disputado la competición de Segunda B durante dos temporadas.

 

Un partido complicado.

Dani Arribas, en una imagen de archivo.

Dani Arribas, en una imagen de archivo.

El encuentro que ha asegurado matemáticamente a la Sego para tratar de lograr el ascenso a Segunda B, frente al Bembibre (3-1) se complicó más de lo esperado por los de La Albuera, pese a que comenzaron marcando primero, con un gol de Dani Arribas, en la primera parte del encuentro y ampliando la ventaja con otro gol del mismo jugador, ya en la segunda parte.

La ventaja parecía dar tranquilidad, pero el penalti que cometió Javi Marcos poco después, transformado por el jugador del Bembibre, Dani Martínez, y la posterior expulsión del propio Marcos cuando vio la segunda amarilla, llenó de tensión la grada de La Albuera, solo aliviada en parte cuando el Bembibre se quedó también con diez jugadores por la lesión de Aleixo cuando ya se habían realizado todos los cambios.

Recuperada la igualdad en cuanto a número de jugadores, el gimnástico Kike colocó un soberbio gol en la recta final del encuentro poniendo fin a los nervios de sus compañeros.

Author: Redacción

Acueducto2 es gratis. Si te gusta lo que hacemos, ayúdanos difundiendo nuestros noticias, pinchando en la publicidad de tu interés y compartiendo nuestras noticias por Whatsapp y redes sociales. Gracias.

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *