web analytics

La Asamblea de la Segoviana da un estéril respaldo a Cuenca y su directiva

Mesa presidencial de la asamblea.

Paradójico. La asamblea forzada por el sector crítico contrario a Agustín Cuenca y que motivó la dimisión en bloque de la directiva de la Gimnástica Segoviana se ha saldado con un rotundo rechazo a las tesis de los opositores, o lo que es igual, un  más que mayoritario respaldo a Cuenca. Un respaldo estéril. Cuenca va a seguir como presidente en funciones hasta final de temporada, momento en que el club deberá elegir nueva directiva.  El camino a la transformación en SAD, sin embargo, muere antes de empezar.

La asamblea celebrada en el auditorio del Andrés Laguna y que contó con unos 170 socios vino forzada por una maniobra del “sector crítico”, los que no quieren saber nada de la SAD y, de algún modo, se autoconsideran los guardianes de las esencias. Recabando firmas forzaron una asamblea extraordinaria para someter a votación básicamente dos modificaciones estatutarias. La primera, limitar a socios con dos años de antigüedad el derecho a votar en las asambleas, propuesta derrotada por un contundente 116 votos en contra y 50 a favor. La segunda, establecer una mayoría de dos tercios para decisiones tal que la elección de presidente o la conversión en SAD aún fue peor para los críticos, 124 votos en contra, 40 a favor. Los socios avalaban así las tesis de Cuenca, que consideraba una locura condicionar el derecho de un socio (o se es, y por tanto vota, o no se es, y por tanto no vota). Y no digamos ya someter a supermayoría una elección presidencial (¿y si se presentan dos candidatos?).

En cualquier caso la decisión estaba tomada. Hartos del obstruccionismo de la oposición, la Junta se va con Cuenca el primero. Dicen que no repetirán. Eso sí, se van “en diferido“.  Para evitar un vacío de poder había que someter a votación el respaldo al mantenimiento de la “directiva en funciones“, es decir, sin capacidad de acción sobre cuestiones estratégicas o de calado, poco más que pagar los gastos. La asamblea votó a favor de la “gestora”, 124 a favor, 33 en contra, 4 nulos, lo que puede interpretarse como una masivo respaldo a la gestión de los últimos años. Cuenca sigue pero sin proyecto y solo hasta final de temporada. No hubo declaraciones ni parlamentos, solo apertura de la asamblea, votaciones y un largo proceso de recuento. Caras largas en todos lados. Paradójico y tirando a triste.

Un socio votando en las tres urnas habilitadas.

 

Author: Redacción

Acueducto2 es gratis. Si te gusta lo que hacemos, ayúdanos difundiendo nuestros noticias, pinchando en la publicidad de tu interés y compartiendo nuestras noticias. Gracias.

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *