web analytics

Fiestas día 2: Toros, rap y chapuzones

San Juan. Segundo día de las fiestas de Segovia con un poso triste por el fallecimiento de Julio Michel, onmipresente en las conversaciones de los segovianos. Algo que sin duda disgustaría al propio protagonista de la funesta noticia. La alegría debe continuar.

 

Y la primera etapa de las actividades del día era el supertobogán de 300 metros un año más habilitado en Nueva Segovia y un año más también con beneficios en favor de la asociación segoviana de enfermos de esclerosis múltiple. Beneficios si los hay.  Y eso porque la “toboganada” empezó floja, con menos asistencia que el pasado año, y eso que este año se ha recortado en un día la instalación, ante el pronóstico de tormentas para la jornada del domingo. Segovia no es Madrid, los doce euros que cuesta un par de horas de esparcimiento con bajadas las que quieras (cuatro euros cuesta una bajada y siete euros, dos) siguen siendo una barrera importante. La parte positiva es que los cientos de segovianos que se acercaron al tobogán pudieron disfrutar a sus anchas del refrescante chapuzón.

Tampoco estuvo para echar cohetes en cuanto a participación el festejo taurino inaugural, un tercio del coso siendo generosos. Y eso que la corrida deparada resultó entretenida. Mixta de rejones, a cargo de Andy Cartagena, y lidia con toreros mediáticos a cuenta de El Cordobés y Rivera Ordóñez “Paquirri”, que se las vieron con nobles y cumplidoras reses segovianas del marqués de Quintanar.

Nobleza y buena presencia de los toros, que sin embargo, no parecieron suficientes para Cartagena; el rejoneador suplió con acrobacias a caballo la falta de transmisión de los astados. Pese a todo, dos orejas para cada una de las faenas, destacando la primera con un toro más entretenido.

Empezó mal Paquirri, con bronca no se sabé porqué y toro embarullado que no dio juego. Silencio. Se desquitó el andaluz en su segundo dejando constancia, esta vez sí, de su buen hacer. Dos orejas.

El Cordobés es como su padre: lidia simpática basada en el alarde. Intepelando a la grada, sonriendo, y cómo no, con el “salto de la rana” en el que se apuntala la fortuna familiar, se puso al público en el bolsillo. Con la grada de su parte, ya “solo” era cuestión de arrimarse y fajarse muy juntito a los dos muy buenos toros que le cupieron en suerte, que lo hizo muy bien. Dos orejas en cada uno.

No estaba la alcaldesa residente, Clara Luquero, en el palco. En su lugar, la alcaldesa honorífica y sus damas. Al parecer, a Luquero le va más el rap, en concreto, el Break dance  dj´s en la plaza de los Deportes (el Peñascal), actividad sugerida por la participación ciudadana y primera vez que se asoma al cartel de fiestas. La verdad que tampoco había un gran gentío -sobre 200 almas- a pesar de que el espectáculo merecía más. Cinco horas de saltos, giros, mortales, básicamente espectacular y divertido. En síntesis, la cosa iba de retos de danza de calle. Sujetos al jurado de afanados bailarines, chicos segovianos, de doce a 20 años, se las veían en dinámicos pulsos. Ya decimos, más que vistoso espectáculo.

Más gente en el ferial, con las atracciones a todo trapo que hay que amortizar los días de cierre burocrático en el estreno de la nueva ubicación, en la Albuera. Eso sí, habrá que mejorar los accesos para coches. Entre los toros, los raperos y que las calles de la colonia Pascual Marín no están pensadas para grandes multitudes, aparcar era cosa imposible. No habiendo corrida, se aconseja aparcar bien en el entorno de los toros o tirar de autobús.

Para multitudes, eso sí, las verbenas, con La Huella dejando alto el listón al decir de los entendidos. Tanto la del viernes como la del sábado, con el primer concierto a cargo de Amparanoai, estuvieron a reventar. Eso sí, cuesta entender porqué razón al personal le da por dejar las plazas convertidos en verdaderos vertederos de plástico. Cuesta entender tanta cerdada, siendo los artífices chicos que, otra cosa tal vez no hayan estudiado en secundaria, pero lo que es el contenedor amarillo se lo vienen recitando desde párvulos. Ni por esas.

Plan para el domingo

El plan para el domingo 25 de junio empieza pronto. Motocross en los Altos de la Piedad, toda la mañana y paella popular en la Fuencisla. Concurso de recortes en la plaza de toros y, en la Alhóndiga, curiosa sesión de arte en vivo con, entre otros, el pintor Luis Moro pintando en directo. Digno de verse. Tarde noche de banda sinfónica en la plaza, y a continuación, concierto con Funambulista. Hay pronóstico de tormentas, pero breves y sin salirnos de la ola de calor. Sin agobios de tráfico y a cubierto en el Teatro Canónigos, sigue el ciclo Música Clasica en las Noches Mágicas de La Granja.

El programa en pdf Programa para móvil

Author: Redacción

Acueducto2 es gratis. Si te gusta lo que hacemos, ayúdanos difundiendo nuestros noticias, pinchando en la publicidad de tu interés y compartiendo nuestras noticias por Whatsapp y redes sociales. Gracias.

Share This Post On

1 Comment

  1. Pues si a ‘los plásticos’, olvidan ustedes otros desperdicios y mil despedidas solteriles, añadimos el insoportable ruido para vecinos y monumentos… no le cuento el vertedero que nos queda cada día (aunque no sea de ferias). Anda que si nos colocan el ‘Big data’ (proyecto lider europeo en el uso de tecnología para conservación de patrimonio y regulación de turismo, en Ávila, claro, en Segovia siempre a la cola de Cultura y Patrimonio de verdad), si lo colocan, digo, revientan los aparatos con tanto decibelio y tanto turista de baratillo.

    Post a Reply

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *