web analytics

Fallece a los 46 años Gerardo Salgado, el mayor empresario de autobuses de Segovia

Gerardo Salgado, en el centro, en la gala del transporte 2015 junto a su sucesor en Asetra y actual presidente, Juan Andrés Sainz Garrido, y el director general de transportes de la Junta de Castilla y León.

Gerente de Galo Álvarez, la mayor empresa de autobuses de Segovia, presidente que fuera de Asetra (2008-2016) y en la actualidad de Fecalbus (la patronal del transporte por carretera y autobuses), Gerardo Salgado ha fallecido el 4 de mayo a la temprana edad de 46 años y víctima de un cáncer agravado por el Covid19. Un mazazo también para Segovia, que pierde así a uno de sus más brillantes y prometedores emprendedores, un amigo para muchos y empresario modélico.

Trabajador de los pies a la cabeza, la vida de Gerardo es indisociable de los autobuses. Cuentan que con 10 años, en la nave de la empresa familiar, ya manejaba autobuses. Tras terminar empresariales y a la muerte de su padre, con 25 años,  en 1999 heredó una empresa rota que a golpe de empeñó volvió a levantar. A fecha de hoy Galo Álvarez daba empleo a 70 trabajadores y contaba con otros tantos autobuses. Integrada en el grupo Linecar, del que Salgado era directivo, era líder del transporte por carretera en Castilla y León. Un referente obligado en todo lo que tuviera que ver con su sector.

A Salgado lo que más le gustaba en el mundo era dirigir una empresa de transportes. Le apasionaba. Sus compañeros de trabajo pueden dar fe de que lo mismo se le veía en el ordenador como en el foso revisando un vehículo. Si se terciaba, él mismo se ponía a los mandos de un autobús para cubrir una baja o asumir algún imprevisto. Encontrarle era fácil, a cualquier hora en las oficinas y naves de Linecar. El primero en abrir, último en irse, hasta que hace prácticamente un año se le diagnosticó la fatal enfermedad. Los tratamientos iban bien y el propio Gerardo veía próxima su reincorporación. El covid19 le salió al paso. Bajo de defensas por la quimioterapia, la infección pudo con él y fallecía en un hospital madrileño en la madrugada del 4 de mayo.

Conocía el sector como nadie. Y por eso mimaba su empresa sin regatear en esfuerzos que mejorasen la calidad del servicio. Nunca se limitó a “cumplir el pliego” y ajustar gastos a rentabilidad; si podía hacerlo mejor, lo hacía, y eso lo convertía en un empresario con personalidad propia y talento. Mejoras como los autobuses nocturnos del alfoz en fiestas, trayectos al puerto de Guadarrama, refuerzo de servicios en los días punta, han hecho de Linecar un sinónimo de calidad y compromiso con el servicio. Un empresario ejemplar. Deja esposa y un hijo de seis años. Descanse en paz Gerardo Salgado. A tenor de las limitaciones impuestas por el Estado de Alarma, los funerales por el joven empresario fallecido se realizarán en la más estricta intimidad.

Author: Redacción

Acueducto2 es gratis. Si te gusta lo que hacemos, ayúdanos difundiendo nuestros noticias, pinchando en la publicidad de tu interés y compartiendo nuestras noticias por Whatsapp y redes sociales. Gracias.

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *