web analytics

El PSOE de la capital cierra el año reclamando a la Junta

El “tradicional” vino navideño —el año pasado no se celebró, si el anterior— del Grupo municipal socialista con asociaciones y colectivos segovianos celebrado este 4 de enero tiene poco de tradición —el año pasado no se celebró, si el anterior, prácticamente con los mismos asistentes— y menos de reunión exclusiva con las agrupaciones segovianas, que al final se convierte en un acto de partido al que no faltan el secretario provincial, José Luis Aceves, la otra procuradora regional, Ana Agudíez, o una nutrida representación del Grupo de diputados provinciales encabezados por el portavoz, Alberto Serna. Todo en ausencia de la alcaldesa, Clara Luquero, más que justificada a causa del fallecimiento de su padre, y mientras se producía un goteo de concejales, los convocantes. A la hora de los discursos —le tocó al primer teniente de alcalde, Andrés Torquemada— sumaban sólo cuatro. Luego fueron sumándose algunos otros, pero el grupo no llegó a completarse.

Entre los asistentes, se constituyó en especial polo de atracción el director de Enisa y exteniente de Alcalde, José Bayón —también secretario de la Agrupación socialista de la capital—desplazado a Segovia para la ocasión y convertido en centro de los corrillos en los que se hablaba de previsiones electorales no demasiado claras en el ámbito provincial y regional y mucho más optimistas en la capital y de no muchos más asuntos domésticos, que el personal andaba como en estado de prevención ante las discusiones pendientes para la carrera electoral, que a fecha de hoy faltan muchas incógnitas que despejar. Por ejemplo respecto al grado de “renovación” que planifica Luquero en su propia lista de la capital, la relación interna de fuerzas en la Diputación o los puestos de partida para las Cortes regionales. Algo así como “tenemos que hablar” pero mejor para cuando acaben las fiestas. Calma tensa.

La única referencia pública directa a las elecciones la hizo el alcalde accidental para responder a las proclamas del candidato del PP, Pablo Pérez, sobre la necesidad de cambiar de Gobierno municipal para “abrir las ventanas” del Consistorio. “Las ventanas ya las abrimos hace años los socialistas”, zanjó.

Torquemada tomó el micrófono para hacer somero balance de actuaciones del año ante los representantes de diversas asociaciones, colectivos y entidades, unas 150 personas según el conteo oficial de la Alcaldía. Salió en el discurso, claro, la buena marcha del turismo con año de récord de visitantes y guiño a la hostelería —con la que el Gobierno local no atraviesa precisamente su mejor momento— como pieza “fundamental” en ese sector esencial de la economía local. Y salió la “nueva economía” la digital representada por el edificio del Cat y las ocho empresas que han anunciado que lo usarán. Sobre los tres millones de inversión pendientes para más obras este año, de puntillas.

Hablando de obras, sonó más a excusa que a logro la referencia a “algunos detalles” que están pendientes en la reforma de la cuesta de San Juan y un nuevo anuncio de apertura, este para “finales de mes”, aunque a cambio citó tres millones en obras para los barrios y la planificación del “plan de asfaltado más ambicioso de los últimos años” que afectará a 40 calles.

Poco más en el paquete de bonus, así que Torquemada prefirió centrarse en los asuntos pendientes… pero en el debe de la Junta. El alcalde accidental clamó por el Centro de Salud de Nueva Segovia, la radioterapia y otras mejoras en el ámbito sanitario. Recordó que se trata de compromisos firmes y exigió su cumplimiento para no tener que “pensar que sólo son promesas electorales”.

Ante los periodistas, Torquemada también se refirió a las evoluciones del centro de Alzheimer relatando que el periodo de exposición pública del expediente de cesión acaba de terminar sin alegaciones y por tanto “pronto” se podrá ceder la parcela a la Asociación de Familiares de Alzheimer (AFA) de Segovia que lleva ocho años suspirando por la infraestructura. Obviando la lenta tramitación de este asunto en el propio Ayuntamiento, el socialista se volvió de nuevo hacia la Junta para reivindicar que el Gobierno regional demuestre con hechos el compromiso de cofinanciar la construcción del edificio. “No valen 700.000 euros. Tiene que ser el 70% del coste y si es de más de un millón, tendrá que ser más de 700.000 euros”, sentenció.

Author: Fernando Sanjosé

Segovia (1967). Periodista.

Share This Post On

1 Comment

  1. Osea, más de lo mismo. Como siempre, variando escenarios autonómicos y gobernantes: ‘lentejas, si quieres ya sabes y si no también’

    Post a Reply

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *