web analytics

El grueso del fútbol base se planta y no empezará las ligas provinciales

Salud y economía son los argumentos que dan 19 clubs del fútbol base segoviano para plantar a la Federación de Fútbol. No empezarán la temporada el 14 de febrero tal como pretendían las autoridades federativas. La Lastrilla, Monteresma, Ayllonesa, Coca, Carbonero, CD Cuéllar Balompié, Real Sitio, Mujer Muerta, Prádena, Mozoncillo, Pinillos, Cantalejo, Villacastín Racing, Navas de Oro, At. Hontanares, Sporting Nava, Vallelado, CDP Sepúlveda y Cabezuela suscribieron el pasado 19 de enero un comunicado conjunto insistiendo en que no van a jugar las competiciones a las que habían sido convocados: no inscribirán a ningún equipo de las categorías que juegan las competiciones provinciales, ni aficionados ni benjamines. No habrá fútbol base esta temporada con la excepción del que se juega en las categorías nacionales y regionales.

Las razones de los clubs son, en primer lugar sanitarias. “Son los padres y los abuelos los que llevan a los entrenamientos a los niños, por lo que con los actuales índices de epidemia es completamente irresponsable”, explicaba el presidente de uno de los clubs díscolos. También se teme que, a la hora de la verdad, aplazamientos por positivos, confinamientos y demás den al traste con el campeonato.

Campo de fútbol de La Mina (archivo).

Pero también hay un trasfondo económico importante: no hay dinero. Inscribir a un equipo en infantiles o cadetes cuesta más de mil euros por equipo, más de 2.000 en el caso de juveniles y aficionados, a lo que se añade el coste en arbitraje y desplazamientos, pagos a monitores y entrenadores…. A ello se añade que los costes de inscripción no son recuperables. Los clubs financian estos costes con lo que pagan los propios jugadores y, también, con subvenciones municipales o de las Escuelas Deportivas. Las subvenciones no han llegado o lo han hecho apenas este año, al suspenderse las actividades de contacto buena parte del año.

Por lo mismo, no ha habido entrenamientos ni un horizonte claro para iniciarlos, ante lo cual la mayoría de los clubs ni siquiera han pasado el importe de la inscripción a los jugadores. “Sin competición, sin entrenamientos, no tenía sentido”, explican. Así pues ni hay dinero ni, en muchos casos, tampoco jugadores.

Con todo, la Federación, que cuenta con el apoyo de algunas canteras poderosas que en principio sí están a favor de inscribir equipos y salvar lo que queda de temporada (caso de Gimnástica Segoviana, Claret o Unami) decidió seguir adelante a pesar de las pésimas perspectivas, dudas y riesgos epidemiológicos, eso sí, cobrando los derechos de inscripción para una temporada que, en el mejor de los casos, estaba llamada a ser apenas simbólica y que se antojaba cargada de dificultades.


Author: Redacción

Acueducto2 es gratis. Si te gusta lo que hacemos, ayúdanos difundiendo nuestros noticias, pinchando en la publicidad de tu interés y compartiendo nuestras noticias por Whatsapp y redes sociales. Gracias.

Share This Post On

1 Comment

  1. ¡Vaya! alguien con cabeza en este mundo de políticos y directivos encumbrados, que sólo piensan en sus sillones y dietas; lo demás si caen ancianos parece dar lo mismo. ¡Enhorabuena!

    Post a Reply

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *