Acueducto2

Carta de presentación de la presidenta de la Asociación contra el Cáncer

Hace unos días asumí la presidencia de la Junta Provincial de Segovia de la Asociación Española Contra el Cáncer (aecc), un nombramiento que me llena de satisfacción y de profundo agradecimiento a los que me han dado su confianza para este cargo que entraña una importantísima responsabilidad a la que trataré de responder con la mayor solvencia dedicando a esta tarea el mayor de los empeños y dedicación.

Desde la absoluta independencia y la transparencia, tengo entre los primeros objetivos lograr aún una mayor apertura de la asociación a todos los ciudadanos, a los que servimos como enfermos o familiares, pero a los que necesitamos para esta gran tarea, en la que buscamos la máxima calidad en los resultados. El camino ya quedó marcado por mi antecesora en el puesto, Concepción Díez, que dejó el listón muy alto.

Considero que un pilar básico en la lucha contra el cáncer, una de las enfermedades con más prevalencia en nuestro país, es la prevención y el diagnóstico precoz, herramientas que se muestran cada vez más eficaces y que mejoran cada año gracias a los distintos programas de diagnóstico precoz, una adecuada gestión de las señales de alarma y la creciente eficacia de los procedimientos médicos.

Las últimas cifras de supervivencia muestran que con los tratamientos, cada vez más eficaces y personalizados, se curan en Europa casi el 80% de los tumores de mama, más del 75% de los tumores de útero, más del 60% de los de colon y el 65% de los de próstata, cifras en las que sin duda cobran peso específico los constantes avances que se producen en la investigación.

La AECC es la entidad privada que más fondos destina a la investigación en España, para la que la Junta de Segovia aporta un 14 por ciento de su presupuesto total, aunque esto no es suficiente. Hay que seguir insistiendo en este aspecto. Desde la junta en Segovia queremos incrementar los esfuerzos y medios para que la investigación gane mucho mayor peso específico aquí, en nuestro ámbito y en el hospital de Segovia, en el que trabajan excelentes profesionales y especialistas que requieren más medios para avanzar.

La base fundamental de una asociación como la AECC es la fuerza de los voluntarios que trabajan cada día en ella, aunque necesitamos más. Muchos más. Nos hacen falta voluntarios asistenciales y no asistenciales debidamente formados por la propia asociación. Y para ser un fiel reflejo de la sociedad, necesitamos que los hombres también participen en mucha mayor medida en esta tarea.

La solidaridad no distingue sexos ni edad y ha llegado ya el momento de cubrir un déficit inexplicable de varones entre nuestros voluntarios, a los que me gustaría hacer un llamamiento explícito para acompañarnos en este esfuerzo, que sólo puede ser común, al igual que a los más jóvenes de nuestra sociedad, por su capacidad de implicación y por ser el relevo necesario para mantener nuestra actividad.

La calidad asistencial y el bienestar de los enfermos es el máximo objetivo y por tanto seremos reivindicativos para lograr la máxima calidad, tanto asistencial como de vida en los tratamientos que estos pacientes deben realizar, como conseguir una mayor flexibilidad en los centros a los que puedan acudir de forma que puedan recibirse de la manera más cómoda y menos gravosa para el paciente y sus familias. Seguiré por ello empujando en cuantas instancias me sea posible para que los de Madrid se incorporen a la oferta de hospitales a los que puedan acudir los segovianos que requieren tratamiento.

Otro punto de reivindicación al que espero que sean receptivas nuestras administraciones es el incremento paulatino de la cartera de servicios en cuidados paliativos que deben ser tratamientos integrales: sanitario, social y psicológico, para el paciente y su familia, con un aumento del número de profesionales, en lo posible y, sobre todo, en la integridad del tratamiento. Nuestra prioridad es el paciente y su familia, desde el primer impacto o diagnóstico hasta el final, que es el duelo.

La asociación cuenta con un excelente equipo de profesionales encargados de proporcionar la ayuda psicológica y los cuidados paliativos a los enfermos segovianos, una ingente tarea para una exigua plantilla.

Estas líneas básicas, repletas de deseos de hacer aún mejor la asociación, sólo podrán llevarse a cabo con la ayuda de la sociedad segoviana, a la que ya quiero mostrar mi agradecimiento por la enorme respuesta que dieron a la llamada de la I Marcha contra el Cáncer que celebramos el pasado 2 de noviembre y que ha demostrado el gran respaldo que tenemos y el grado de conciencia que existe sobre esta enfermedad a la que se puede vencer entre todos.

Ana Isabel Sanjosé Rodríguez. Presidenta de la Junta provincial en Segovia de la Asociación Española Contra el Cáncer.

Author: Redacción

Acueducto2 es gratis. Si te gusta lo que hacemos, ayúdanos difundiendo nuestros noticias, pinchando en la publicidad de tu interés y compartiendo nuestras noticias por Whatsapp y redes sociales. Gracias.

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *