web analytics

Abuela Coraje: “Me engañaron y luego me dio un calentón”

Abuelacoraje

Desde hace 14 años, Paquita García Escudero, la “abuela Coraje”, recauda fondos para combatir la enfermedad que atenaza a su nieto, la Esclerosis Lateral Amiotrófica (ELA), una enfermedad degenerativa neuromuscular, incurable, que condena al paciente a una parálisis muscular progresiva de pronóstico mortal. Paquita es una cara sobradamente conocida en mercadillos benéficos, rastrillos, conciertos solidarios… Habrá recaudado para diferentes causas benéficas decenas de miles de euros.

De ahí la sorpresa cuando en 2013 la Asociación ELA España denunciaba a Paquita y a su hija, Belén González, por apropiación indebida de 5.000€. En la vista, celebrada el pasado 16 de marzo, el fiscal pidió para cada una un año de prisión, por seis la acusación particular. El caso está a la espera de sentencia.

“Hemos dejado pasar un tiempo, pero hoy queremos explicar que es lo que pasó. Más que nada por tanta gente que nos ha ayudado, cantando gratis en los conciertos, colaborando en los mercadillos”, cuenta Paquita.

Lo primero es reconocer sin ambages que sí, que ambas se han reconocido culpables de llevarse 5.000€ por ellas recaudado de una cuenta de ELA España a otra a su nombre, dinero que mantienen en depósito. “No se ha tocado un duro”. Dicho esto, Paquita y Belén explican porque obraron así.

Truncada colaboración con ELA España

Con ya una dilatada trayectoria recaudando fondos, en 2009 las dos segovianas empezaron a colaborar con ELA España, asociación que destina la totalidad de los fondos que recauda a la investigación de la enfermedad. Sin embargo, Paquita sostiene que en conversaciones con representantes de ELA se llegó a un acuerdo verbal de repartir lo que la “abuela Coraje” recaudase al 50%, entre su nieto y la asociación. “Nuestro error fue no  hacer papeles”, reconoce Paquita.

VistaElaPaquita-abuela-corajeEn principio todo fue bien. Entre 2009 y 2013 Abuela Coraje Asociación de Ayuda a la Discapacidad, que es la forma actual que tienen las actividades de Paquita y colaboradores, afirman haber recaudado desde Segovia 30.000€ para ELA España, a razón de unos 7.500€ al año. En todo este tiempo actuaron como delegadas de ELA España sin que en sus muchas actividades públicas viniera a Segovia más que una el presidente de la organización. Se consiguió un donativo de 2.500€ de Caja Segovia, 4.500 de un mercadillo en el Azoguejo, dice, mostando un papel y sus respectivos justificantes bancarios donde, además, se lee “720€ en abril de 2011; 462€ el 3 de mayo de 2011: 150 el 15 de mayo de 2011; 1000,05 por el rastrillo de julio, 903 por el de San Lorenzo”… El dinero se ingresaba a una cuenta por ellas apoderada pero a nombre exclusivo de ELA España en Bankia.

El problema es que en 2013, al agravarse la parálisis del nieto, Abuela Coraje pidió a ELA que cumpliera su parte del trato: 8.000€ para sufragar los gastos de construcción de una rampa-pasarela.  5.400 de una cuenta de Bankia y otros 2.500 de otra de La Caixa. Desde ELA les dieron largas. Finalmente el 11 de junio de 2013 les citan para una reunión a la que Paquita y Belén excusan su asistencia por coincidir con un evento, solicitando posponer la misma al 15 de junio. Este correo -siempre según la versión de Paquita- nunca recibió respuesta y la víspera, el 14 de marzo, personal de ELA se personó en La Caixa y se lo llevaron de esa cuenta o retiraron los apoderamientos, no queda claro el relato de Paquita. “Me engañaron, ellos obraron de mala fe. Entonces me entró un calentón, me enfadé, y aunque nos decían los amigos y familiares que no lo hiciéramos, el día 18 fuimos al banco -a la cuenta de Bankia- para retirar 5.000€. Abrí otra cuenta y allí los he dejado”, cuenta Paquita. Los intentos por llegar a un acuerdo con ELA España fueron infructuosos.

Hacer caso a Malaquías

“La culpa es mía por no hacer papeles y fiarme de la buena fe de ellos. Cuando en 2009 abrimos la libreta en Caja Segovia, a raíz de un donativo para la causa de la Obra Social, Malaquías del Pozo -entonces responsable de la Obra Social- nos avisó de que lo conveniente era figurar también nosotras como titulares, pero por no complicarnos lo dejamos así. Si le hubiéramos hecho caso…”

El día de la vista, mientras Belén y Paquita prestaban declaración como acusadas, en los pasillos de la Audiencia, responsables de ELA España reconocían a acueducto2 que probablemente Paquita no obró de mala fe, pero insistían en que ELA España destina todos sus fondos a la investigación, por lo que al llevarse el dinero para su nieto (dinero que básicamente ella había recaudado) no les quedó otra que denunciarla por apropiación indebida.

 

 

Author: Redacción

Acueducto2 es gratis. Si te gusta lo que hacemos, ayúdanos difundiendo nuestros noticias, pinchando en la publicidad de tu interés y compartiendo nuestras noticias por Whatsapp y redes sociales. Gracias.

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *