web analytics

España se vacía, las listas electorales se van llenando

Concentración contra el vaciado de los pueblos.

Pues si. Crece la preocupación por la España vacía o vaciada, que nunca se como decirlo, aunque me gusta más la primera. Ya sabe que hubo concentraciones en los pueblos segovianos y en la Diputación provincial, curiosamente apoyadas por los partidos políticos e instituciones a las que precisamente se dirigían las protestas por la falta de políticas que traten de atajar el problema de los pueblos sin gente. Van a dejar los partidos de abrazar una causa con elecciones a la vuelta de la esquina. ¡Si, hombre!

Porque si, amigo lector. Ya están aquí. Este 7 de octubre se formalizan las candidaturas que es algo así como oficializar el comienzo del periplo electoral. Por lo general, todos los partidos repiten las candidaturas de hace seis meses con algunos retoques. Yo qué sé, en el PSOE hay una baja en el número 2 al Congreso por “motivos personales” y entra Lucía Otones; en IU-Podemos (sin Equo) José Luis Ordóñez repite para el Congreso y Merecedes Marinero para el Senado; en Vox, el que iba al senado, Rodrigo Jiménez, va ahora al Congreso, “segovianizando” la lista que antes encabezaba un cunero y al Senado sólo se presenta José Martín Barba; Centrados en Segovia vuelve al ataque, todo indica que con Juan Ángel Ruiz de número 1 y ya sin Javier Arranz. Dijeron los magenta en su Congreso que vuelven a la «senda del mensaje sensato«.

Beatriz Escudero y Pablo Pérez.

Otra cosa son PP y Ciudadanos. En el caso de los populares hay nervios muy nerviosos por si se confirma que Génova impone un cunero para el Congreso, que hay mucho personal de la órbita nacional que recolocar. Dicen los malvados con los que yo hablo que no hay tilas suficientes estos días para Beatriz Escudero ante la posibilidad de perder su “número 1”, tan trabajado a lo largo de los años (muchos, me apuntan los malvado esos) y se susurran comentarios sobre el posible rápido ascenso de Pablo Pérez, al que se coloca en las listas del Senado. Como el del chiste “unos dicen que bien, otros que mal”. Pues eso. A ver si Paloma Sanz se viene ya de Madrid y da cuenta de las decisiones de los de Pablo Casado y salimos de dudas.

En cuanto a Ciudadanos… Tiempos convulsos con la directiva vacía por dimisión de cuatro de sus siete miembros, militantes enfadados o la excandidata al Senado, Olga de Pablos, rechazando repetir por la deriva del partido. Dicen los estatutos de ese partido que Eduardo Calvo debería repetir puesto cabecero en la lista al Congreso pero mire, después de que el propio partido haya forzado el cese de Alfonso Martín como asesor de Noemí Otero (un poco tarde llega la medida si lo que se quiere es mejorar imagen), digo yo que algún hueco en las listas tendrá que ocupar… Pues eso, también lo vemos esta tarde.

Punto de voto de presupuestos participativos.

Vale, me salgo de las elecciones. Pero me quedo en las votaciones que se han celebrado como las de los presupuestos participativos uno de los programas estrella de los gobernantes socialistas que sin embargo se ha estrellado en cuanto a participación, un 8% menos que en el primer experimento. A bote pronto, el concejal Andrés Torquemada, sin un ápice de autocrítica (que raro ¿No?) decía pocas horas después de la costalada que lo que falla aquí es haber dejado que las propuestas de los proyectos de interés general no se correspondan exactamente con propuestas del Gobierno “¿Quién mejor que el Gobierno conoce las necesidades?”, dice. Pues nada. Tiene pinta de que para el año que viene los presupuestos participativos consistirán en ordenar, por votación universal, claro, las actuaciones que venían escritas en el programa del PSOE… ¡Ay, que se cae el invento!

Más votaciones. La de la “Consulta republicana” en la que se han recontado más votos (1.816) que en los participativos esos (1.328) y ¿sabe qué ha salido? que la proporción de republicanos frente a monárquicos es casi de 4,8 a 1. Vamos, que no sé como Felipe VI no está ya en el barco de salida. Según los datos facilitados por los colectivos que organizaron la consulta, 1.748 votantes respondieron que “si” querían decidir sobre el modelo de Estado pero luego fueron 68 más los que respondieron a la pregunta directa que enfrentaba a monarquía y república…

Cambiando de asunto que estuve en la fiesta de la Policía Nacional en la que, ya sabe, nos tranquilizaron porque “esta es una ciudad segura”, que debe ser una frase de esas que se rescata cada año mediante el corta y pega del año anterior para el discurso de la subdelegada del Gobierno. Bueno, no debe ser lo único que funciona con plantillas que en las primeras filas del teatro Juan Bravo, reservadas a autoridades, se dio prelación a un buen número de los que fueron Diputados y Senadores, de la última legislatura, ya finiquitada, y que por tanto perdieron la condición de representantes públicos… El protocolo, que es muy puñetero si uno se descuida.

Reencuentros en la Diputación.

Protocolario fue también la toma de posesión de la última diputada provincial nombrada, María Cuesta, que asumió el acta en el último pleno municipal en el que, será el destino, la “exciudadana” y ahora popular comparte grupo de Gobierno con su excompañera en Cs, Noemí Otero. Aquel día no se hablaron y se miraron de soslayo. Será por lo solemne del momento, digo yo.

Solemnes no se si serán pero lo que si son las sesiones de los plenos en el Espinar es broncas desde que la que fiera regidora, Alicia Palomo, ocupa los bancos de la oposición. De momento, el espinariego ocupa el número uno en alista de ayuntamientos más agitados del mandato pero tenga calma, que sólo van cinco meses. Ya habrá tiempo, ya.

Vale, voy liquidando echando la regañina al Gobierno local, sumamente diligente para obligar a la asociación Aspace a retirar de las paradas de autobús de la línea 4 un montón de mariposas de papel con las que querían llamar la atención sobre las necesidades de los afectados con parálisis cerebral. Quizá si se actuara con la misma premura, no sé, para quitar o perseguir las pintadas de protesta contra la “gentrificación” que pueblan el casco antiguo de esta ciudad Patrimonio de la Humanidad…

Le dejo que ando de hospitales y es la hora de la comida. ¡Y ahora dan pantumaca o algo así! Esto mejora por minutos. Nos quejamos de vicio.

Una de las marquesinas decorada con mariposas.

Author: Justo Verdugo

Justo Verdugo, segoviano de cierta edad es un observador de su entorno y un ávido consumidor de las noticias que se publican en cualquier soporte y lugar. Con periodicidad semanal, el autor resume sus conclusiones en esta sección, en la que todos los ciudadanos están invitados a opinar a través de sus comentarios.

Share This Post On

2 Comments

  1. Mientras pasa lo que comentas he oído en la radio q es posible que en los pueblos los médicos van a empezar a atender por teléfono a la ciudadanía. Nada más.

    Post a Reply
    • Efectivamente ‘Ay señor…’. Así tratan la despoblación nuestros cabezas pensantes. -¿Qué dice que le duele?: barriga, cabeza, un brazo… -Nada Hombre (y mujer, claro) paracetamol y mucha agua (la voz grabada por supuesto). El alma nos está empezando a doler, ¡manda güevos!.

      Post a Reply

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *