web analytics

El Cristo de San Millán pasa al taller

Emilio Montero, quien se encarga de los proyectos de mantenimiento de la Iglesia de San Millán, ha informado de los proyectos que en esta parroquia se están desarrollando y de los que comenzarán en fechas próximas.

Para empezar, ha sido retirado el Cristo románico, del siglo XIII, que preside el altar mayor a causa las grietas producidas por el tiempo, para su rehabilitación. Los desperfectos que afectaban a esta talla fueron detectados cuando se realizó la recuperación de ábside principal del templo y, al descenderlo, fueron evidentes los problemas.

En el Cristo, realizado en madera y cubierto de una capa de escayola y, por último, pintado y barnizado; aparecieron craquelados en algunos puntos como los brazos, las piernas, el pecho y, en alguna de esas grietas había desaparecido material de la imagen y la pintura. Además, a la imagen le faltaba el dedo índice de la mano izquierda que se había perdido a lo largo de los años. Por último, la pintura estaba muy sucia por la tradición de la iluminación con velas y el propio paso del tiempo.

La actuación en esta imagen consiste en la limpieza, restauración y consolidación del conjunto para que los males no avancen más y, retirar los “repintes” que a lo largo de los años, han sido realizados, devolviendo al Cristo su aspecto original. Tanto de la imagen como de la cruz, que está en una situación parecida.

Para completar la actuación se impregnará el conjunto con un tratamiento antixilofagos y, se estudiará si la corona de espinas que la imagen ha lucido desde hace muchos años (unas zarzas trenzadas), era de esta imagen o le fue añadida con posterioridad porque, los Cristos románicos no siempre llevaban corona y, las restauradoras están estudiando este caso. Se espera que estos trabajos finalicen en otros 30 días aproximadamente.

Por otro lado, Montero, ha adelantado las próximas actuaciones en la Iglesia de San Millán que se centraran en los ábsides laterales que pasarán por un proceso similar al que se realizó en el ábside central y, por lo tanto se limpiarán, se quitarán goteras y pátinas, dando a la magnífica cabecera del templo una visión más unitaria que, con la restauración del ábside central, había quedado descompensada al verse más y mejor, las diferencias.

Los trabajos comenzarán en marzo en el ábside en el que se encuentra el Santo Cristo en su Última Palabra y seguirán en el de La Soledad al Pie de la Cruz, aprovechando la retirada de las imágenes con motivo de la Semana Santa para evitar, en lo posible, moverlas más de lo estrictamente necesario. El presupuesto de esta actuación será de 7 mil euros que serán abonados por la propia parroquia.

Para terminar, Emilio Montero ha comentado que se está procediendo, a través de una empresa, al escaneado del Alfarje, que se encuentra recogido en el sótano de la Iglesia y es una auténtica joya, para que los muchos investigadores que se acercan a Segovia para estudiar estas piezas, puedan hacerlo sin que sea necesario mover este material que por su delicadeza y antigüedad puede verse dañado.

Autor: Pilar De Miguel

Pilar de Miguel. Periodista segoviana.

Compartir en

1 Comentario

  1. Una curiosidad: porqué se sustituyó el Alfarje anterior por el actual y no se dejó el primitivo y, cuando se hizo. Gracias

    Editar respuesta

Déjanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *