web analytics

Defensa de la Sanidad Pública en Segovia

Todos los que deseamos una sanidad pública de calidad en Castilla y León estamos de enhorabuena, esta semana se ha constituido la “Mesa en defensa de la sanidad pública de Segovia (MEDSAPSg)”

La primera reunión ha sido promovida por una convocatoria de la Marea Blanca de Segovia, agrupación constituida por profesionales sanitarios. Desde 2012 lleva realizando acciones de denuncia del deterioro de nuestro sistema sanitario público y fomentando su mantenimiento.

Como la propia Marea Blanca señalaba en la convocatoria de la reunión para la constitución de la Mesa, los profesionales sanitarios sólo somos una pequeña parte de los distintos agentes sociales que están interesados en mantener la calidad de nuestra sanidad pública.

El logo escogido en la convocatoria es un gran acierto, al reflejar la complejidad de una adecuada organización de la sanidad, así como la importancia del debate y participación de todos los actores: profesionales sanitarios, pacientes y sus organizaciones, colegios profesionales, ONGs, partidos políticos, sindicatos, ayuntamientos, organizaciones ciudadanas, plataformas…

También acertados los mensajes en redes sociales que señalaban el objetivo común, por encima de las posibles diferencias, y que la hoja de ruta de la MEDSAPSg la escribirá la propia mesa una vez constituida.

No tan acertado fue que en la convocatoria se adjuntara un “decálogo de principios irrenunciables”, crea al menos incomodidad que cuando se convoca una reunión de consenso se marquen así los términos, aunque personalmente o puntualmente estemos de acuerdo con ellos. Estos son los señalados en la convocatoria:

1) Promover: La derogación del Art. 90 de la Ley General de Sanidad de 1986, y la Ley 15/1997, que abren la puerta a diferentes modos de privatizar la sanidad pública. La derogación del R.D. 16/2012, para recuperar su UNIVERSALIDAD, EQUIDAD Y ACCESIBILIDAD. La modificación del Art.135 de la Constitución Española, del 2011, para garantizar el blindaje constitucional de la SALUD como derecho fundamental, por encima del pago de cualquier deuda.

 

2) Exigir la vuelta a una sanidad 100% pública, reclamando ante las autoridades pertinentes, la anulación, con efecto retroactivo, de todas aquellas medidas que han puesto en manos privadas los recursos de la sanidad pública.

 

3) Detener la actual tendencia privatizadora y de externalización (conciertos o consorcios con entidades de carácter privado ajenos), evitando justificar de este modo, la precaria inversión en personal, aparataje y mantenimiento del Sistema Nacional de Salud (SNS).

 

4) Promover la excelencia en la gestión del SNS de la forma más transparente y eficaz, sin atender a intereses privados o comerciales, y potenciar e impulsar la I+D+I públicas.

 

5) Recuperar el contenido y protagonismo del Consejo Interterritorial, garantizando de esta forma la cohesión, equidad y continuidad asistencial entre CCAA.

 

6) Exigir absoluta transparencia en la relación del Ministerio de Sanidad y de todos los actores del SNS con la industria farmacéutica.

 

7) Reforzar la Atención Primaria como eje vertebral de la asistencia, retomando su perdido carácter de promoción, prevención, recuperación y rehabilitación de la salud.

 

8) Recuperar el funcionamiento e implicación de los Consejos de Salud como forma de participación ciudadana, mejorando la representatividad, que exigirán auditorías de la deuda sanitaria, y la depuración de responsabilidades.

 

9) Promover el mantenimiento de la gestión de las competencias municipales en relación con la salud (red de aguas, contaminación, tratamiento de residuos, etc…), dentro del marco de lo público, exigiendo un control transparente.

 

10) Rechazo a todo tratado que ponga en riesgo la seguridad y los derechos en materia de salud de los ciudadanos.

Algunos de los puntos tienen más encuadre en el debate político, y al intentar detallar se olvidan algunos tan importantes como por ejemplo, la situación de la atención especializada, hospitales, listas de espera, gestión eficiente…, que seguro que serán abordados en la Mesa. De cualquier forma, lo importante es la iniciativa y el deseo de los participantes en la primera reunión de diálogo y consenso, el objetivo bien lo merece.

La participación en la reunión fue importante. Cerca de cien personas, entre ellas representantes de asociaciones, partidos y ayuntamientos, acuden a la primera reunión.

Foto de la web de Radio Segovia.

Radio Segovia. Se constituye una Mesa para la defensa de la sanidad pública en Segovia. 

Iniciativas similares han surgido en toda España, aunque han llegado más tarde ya están también en Castilla y León: Burgos, Salamanca, Benavente… El SACYL una máquina de movilizar manifestantes

En todos estos movimientos desde Granada a Benavente, se pone de manifiesto que las reivindicaciones para tener éxito requieren de amplio consenso y concreción.

La recién nacida MEDSAPSg debería centrarse en los aspectos de mayor impacto sobre los pacientes segovianos: déficits de plantillas en Atención Primaria y Especializada, equipamiento sanitario en obsolescencia o deficitario, sistemas de información sanitarios, radioterapia, hospital policlínico,  equidad en el acceso a las prestaciones en SACYL… dejando para otros ámbitos los aspectos de política sanitaria autonómica o nacional, en los que el acuerdo será más difícil.

Sería positivo que en la Mesa surja un liderazgo de consenso, es importante para la movilización y la comunicación tanto interna como externa de los acuerdos. Con nuestro carácter castellano será difícil que surja un líder tan atípico pero con tanto seguimiento como ha sido el Dr. Jesus Candel (Spiriman) en Granada. El increíble Spiriman.

Enhorabuena por el nacimiento de la “Mesa en defensa de la sanidad pública de Segovia (MEDSAPSg)”.


Entradas Anteriores
Nota: Este Blog expresa opiniones personales, no de ninguna administración, organización o partido político. Si alguien se siente agraviado por mis comentarios puede escribirme y corregiré todo lo que sea incierto o contenga alguna ofensa personal.

Autor: Opinion

Compartir en

Déjanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *